Sin categoría

Confirmado, los mayas hacían música con sus pirámides para atraer la lluvia

En las escalinatas de El Castillo en Chichén Itzá se produce un sonido parecido al de gotas cayendo que se potencia cuando muchos suben, una manera de atraer la lluvia colectivamente.

Apenas en 1998, el ingeniero en acústica David Lubman oficializó el que, al frente de la Pirámide de Kukulkán, cuando uno aplaude, se escucha hermosamente el sonido de un quetzal.

Luego de este episodio, comenzaron a estudiarse con mayor ahínco las cualidades acústicas en Chichén Itzá y otras ciudades mayas. Se sabe que esta cultura desarrolló hasta 600 rangos sonoros y que, como casi todo en su cosmovisión, esta gama estuvo vinculada a la ritualidad y a entablar vínculos con la divinidad.

Además de los ecos en la pirámide conocida como el El Castillo, o del impresionante sonido del quetzal que se genera al aplaudir al frente de esta pirámide, Chichén Itzá alberga estrategias de ingeniería sonora que sorprenden enormemente hasta la fecha. Por ejemplo, hay un episodio memorable de 1931, en el que el director de orquesta Leopold Stokowski, fascinado por la acústica que se hacía en el famoso Juego de la Pelota, pasó horas colocando un fonógrafo para encontrar el secreto acústico del espacio, y continuó siendo un misterio para él.

Así, estas cualidades auditivas van sumándose, conforme avanzan los estudios, y el mundo maya sonoro no deja de sorprender. Investigadores del Instituto de Tecnología de Georgia y de la Escuela de Ingeniería Mecánica y Eléctrica de la Ciudad de México, recientemente confirmaron que en las escaleras del edificio El Castillo de Chichén Itzá, verdaderamente se escuchan sonidos parecidos a gotas de agua cayendo cuando una persona asciende las escalinatas de la Pirámide (un efecto conocido, coloquialmente, como Gota de Agua). Lo más sorprendente, es que estos sonidos se disciernen mucho mejor estando parado ¡en la base de la pirámide!

Los investigadores creen que tanto los sonidos de la lluvia como el  del quetzal se hicieron con fines rituales y con el propósito de que el pueblo asistente, desde la base de la pirámide, fuese testigo auditivo de estos efectos para honrar a los dioses. Una ingeniería increíble, fascinante. 

[related-inline]

 

Científicos descubren un ecosistema completo en las cavernas acuáticas de Yucatán

Estos complejos entornos se guardan el secreto de la vida.

Los antiguos mayas susurraban que debajo de los cenotes sagrados, había un mundo completo. Que las cavernas estaban pobladas de vidas fantásticas. Recientemente un equipo internacional descubrió que, efectivamente, las cavernas acuáticas de la península de Yucatán, a pesar de presentar condiciones extremas, se guardan el secreto de la vida.

Encontraron que en los recintos inundados (tanto por agua dulce, como por agua de mar) hay una cadena alimenticia completa que existe gracias a los desechos que las corrientes arrastran de otras partes. Esta materia orgánica, se descompone hasta convertirse en metano (un hidrocarburo muy sencillo) del cual algunas especies animales se alimentan, pues han logrado adaptarse para aprovechar esta “basura marina” completamente desintegrada.

Así se han explicado, finalmente, por qué Ox Bel Ha, esta extraña región natural compuesta por el circuito de cavernas al noreste de Yucatán, albergue tanta vida. Crustáceos maravillosos y resilientes, como unos camarones que obtienen el 21% de sus nutrientes del metano, dominan este oscuro reino.

yucatan-cenotes-ecosistema-acuatico-descubren

El estudio importa, porque les da pistas a estos investigadores sobre la manera en que las especies modifican sus hábitos de supervivencia para subsistir bajo toda clase de condiciones. También les permite predecir el impacto que el desarrollo demográfico, el calentamiento global, el turismo, la contaminación y otros factores, tendrán sobre las especies afectadas.

La adaptabilidad de estas especies provoca una reflexión de dos sentidos. Primero, nos invita a pensar en la forma en que cada uno de nosotros se convierte en un factor de riesgo con el que naturaleza debe lidiar. Y, por otro lado, también es una lección de vida. Es, en última instancia, la necesidad de mantenerse vivos, lo que lleva a las especies a manifestar una elegante y humilde flexibilidad y responsividad con respecto a su entorno.

yucatan-cenotes-ecosistema-acuatico-descubren

Es una linda casualidad que las creencias de mayas antiguos y contemporáneos, se basen en la correspondencia con la naturaleza que los envuelve, casi como si ellos y todo lo demás, fueran una sola cosa. Como las aguas dulces y saladas inundando la tierra; descomponiendo a la par los mismos desechos, que dan lugar a una nueva vida que resuena.

*Imágenes: 1) Matthew Karsten; 2) aquaworld.com.mx

El Nohoch Nah Chich, la cueva subacuática más grande del mundo

La Nohoch Nah Chich es la cueva subacuática más larga del mundo. Dentro de sus grutas se encuentran secretos de más de diez mil años.

El paraíso podría estar bajo el agua y su nombre es Nohoch Nah Chich. Este cenote subacuático es la entrada al río subterráneo más largo del mundo. Su longitud, si se le mide como línea recta, es aproximadamente de diez kilómetros y es parte del Sistema Sac Actum y el Sistema Dos Ojos, los cuales forman un circuito de cuevas en las profundidades del Océano Atlántico.

cueva-subacuatica-mas-grande-del-mundo-nohoch-nah-chich

Éste pedazo de cielo bajo el agua, por el revestido de rocas que parecen montañas y el azul celeste que se pinta en sus cuevas, se encuentra en la Península de Yucatán, bajo la Rivera Maya. La atmósfera de divinidad del Nohoch Nah Chich se remonta a los mayas, quienes observaban en las cavidades de sus paredes, realizadas por el proceso de filtración de agua, una visión sagrada. Hoy en día, esta percepción  continúa en quienes se atreven a visitarlo gracias al buceo.

cueva-subacuatica-mas-grande-del-mundo-nohoch-nah-chich-2

El descubrimiento de Nohoch Nah Chich por Occidente se remonta a 1988 y desde que se comenzó a investigarlo, una nueva serie de maravillas y secretos  han salido a la luz. Por ejemplo, en su interior se encontraron 111 cenotes, los cuales por su longevidad, se cree que están desde hace miles de años; también se hallaron restos humanos de más de diez mil años y esqueletos de animales del período cuaternario.

La única manera de conocer el legendario  Nohoch Nah Chich es a través de la exploración acuática de sus canales, un encuentro con la naturaleza que acerca a quien lo visite a las culturales ancestrales y la visión de lo divino a través del líquido vital de la tierra, el agua.

Poesía de la acústica prehispánica: los increíbles sonidos mayas que aún se escuchan entre sus ruinas

Un bello encuentro sonoro por las armonías arqueoacústicas que aún se oyen resonar en las ciudades mayas.

La cultura maya fue una comunidad saciada de metáforas. Una de las más bellas, curiosamente, tiene que ver con los sonidos que resuenan entre sus basamentos piramidales, incluso en lo que queda de ellos hoy en día.

Se escucha decir por doquier, que las antiguas ciudades mayas fueron sagradas en su totalidad de ideas, y que sus constantes relaciones cosmogónicas les dan un grado de comunidades altamente avanzadas. Lo anterior puede concluirse desde los hallazgos de la arqueología en esta zona que no cesan. Pero también desde los descubrimientos metafóricos, como el hecho de que lo sagrado se haya, simbólica y poéticamente, hasta en sus más pequeños detalles.

Una de estas atracciones fascinantes, promovidas principalmente por su arquitectura, es la acústica de sus espacios, con la que se mimetizaron bellos sonidos de la naturaleza gracias a su efecto de eco. 

Como bien se sabe, la arquitectura maya estuvo estrechamente ligada a eventos cósmicos; la orientación de sus construcciones con respecto a los cuerpos celestes, la posición del Sol y su relación principalmente con Venus. Inclusive se destinaron algunos de estos basamentos a la observación de los cielos. 

Pero de un siglo a la fecha, se descubrió la importancia casi inasible de su sonido.

uxmal
Pirámide del Adivino, Uxmal

Sitios como Uxmal, la ciudad invisible, o inclusive Chichen Itzá, nos han permitido escuchar, cuando uno aplaude frente a las escalinatas de sus pirámides, el sonido del canto de un quetzal. Ambas ciudades nos develan también la importancia poética de su acústica, que si bien, alude a la numinosa figura del quetzal (Kukulkán en maya, su dios creador y padre de los cielos) y al canto de las aves, no deja de recordarnos la inevitable correlación de una ciudad con sus ciencias; su astronomía y sus matemáticas.

Además de este bello encuentro sonoro con los quetzales del pasado –por cierto un ave que, entre otras cosas más, simbolizaba libertad–, Chichen Itzá reproduce varios ejemplos acústicos muy hermosos. Se encuentran, por ejemplo, el desbordante “eco flotante” o reverberación creada entre los muros de la cancha del juego de pelota (producido al generar sonido entre dos muros paralelos) que hace escuchar casi infinitas veces el sonido producido; la amplificación de sonido en las plazas de Palenque que sugieren la importancia de generar una especie de “alta voz” en la dimensión espacial de hasta 100 metros de alcance y, uno de los más bellos, el efecto “Gota de Agua”, también en la pirámide de Kukulkán, en Chichen Itzá, un sonido producido por una persona mientras sube las escalinatas, y que claramente alguien sentado en ellas puede distinguir como la caída de gotas de agua. Por cierto que la figura de la serpiente está estrechamente ligada con el agua y curiosamente, esta pirámide aguarda muchos elementos serpentinos.

chichen itza

Algunos dirían que se tratan de ecos del pasado que vagabundean la zona a manera de revoloteantes reminiscencias. Otros dirán que se trata de los dioses, transformados, por ejemplo, en aves como el Quetzal o las serpientes, que velan por el espíritu de una cultura estridente que no merece olvidarse, al contrario.

/Fuentes:

*Anthony F. Aveni, “Astronomía en la America Antigua”, editorial Siglo Veintiuno, primera edición en español, México, 1980.

*CRUZ Calleja Jorge Antonio, “Fenómenos acústicos en Chichen Itzá”, Instituto Politécnico Nacional, Coyoacán, Ciudad de México.

*Imágenes 1) cancunday.com; 2)wikimedia commons

Jaen Madrid
Autor: Jaen Madrid
Licenciada en Derecho por la UNAM. Editora por profesión. Música por convicción.