Fósiles de 500 millones de años de antigüedad son encontrados en Sonora

Se trata de la tercera colección de este tipo de esponjas halladas en el mundo.

mayo 18, 2016

Las esponjas son parte de la gama de seres más antiguos que han poblado la Tierra; existen desde el periodo precámbrico, el primero y más largo del planeta. En el estado de Sonora, México, el hallazgo de esponjas antiguas se ha convertido en un fenómeno recurrente. En estos días, en la región serrana de Arivechi, Sonora, fueron encontrados fósiles con más de 500 millones de años de antigüedad por investigadores de la Universidad de Sonora, junto con expertos de México, Argentina y Francia. 

El hallazgo corresponde a la tercera colección de este tipo de esponjas encontradas en el mundo, después de dos muestras localizadas en Estados Unidos, en lo que antiguamente se llamaba el Continente de Laurentia y un fragmento más que se detectó en China. 

Matilde Silvia Beresi, investigadora del Instituto Argentino de Nivología, Glaciología y Ciencias Ambientales de Mendoza, Argentina, señaló que se trata de fragmentos de esponjas muy antiguas denominadas protoesponjas que vivieron en los mares de Sonora durante el periodo Cámbrico. 

Screen Shot 2016-05-18 at 7

Esta entidad tiene el tercer hallazgo de este tipo de esponjas. El descubrimiento indica sobre el inicio de la edad del florecimiento de colonias de esta especie. 

La investigadora comentó que este punto será importante como localidad fosilífera para el estudio del periodo cámbrico a nivel global. 

Asimismo, la investigadora que participa en dicho proyecto cuenta con el apoyo del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet) de Mendoza, Argentina. 

El proyecto denominado La Revolución Cámbrica y la gran radiación del ordovícico en el norte de México y Oaxaca, es liderado por la Universidad de Sonora, con el trabajo del docente Juan Palafox Reyes; quien  tiene el respaldo del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt). 

Refirió que estas esponjas son metazoos, animales muy primitivos, que corresponden al filum poríferas; no estaban organizadas en órganos, pero tenían capas de células con poros externos, por donde les pasaban las corrientes de agua con microorganismos que les servían de alimentos. 

El hallazgo da pauta para seguir buscando y continuar con el trabajo de investigación.

[Jornada]

*Imagen: 2) unison.edu.mx

Cargar Más