Los poblados del viejo oeste donde se han filmado cientos de películas en Durango

Dos pueblos mexicanos suspendidos en la estética de los vaqueros y los bandidos.

 

Quizá lo desconocías, pero muchas de las películas más importantes sobre el viejo oeste, y que hicieron del cine estadounidense uno muy popular, fueron filmadas en el estado de Durango, México.

Aunque luego de la conquista los territorios de la Nueva España estaban delimitados, la realidad es que las fronteras como tales eran apenas imaginarias, en el sur de Estados Unidos y en el norte de México las culturas se asemejaban, y naturalmente el clima y ecosistemas también.

Por ello, los tradicionales paisajes del viejo oeste forman parte de la estética natural del estado de Durango y desde los años 50 dos poblados han servido de locaciones para rodar más de 150 películas. Se encuentran a solo unos kilómetros de Durango y se llaman Villas del Oeste y Chupaderos; dos pueblos de calles polvorientas donde abundan los vaqueros, las cantinas, sheriffs, bailarinas de cancán: escenarios de una gran cantidad de películas del género western que vieron pasar al legendario John Wayne.

Todo comenzó cuando en 1898 se filmó un corto llamado Un Tren Llegando a Durango, luego un director llamado Raúl Wash pidió al revolucionario Francisco Villa actuar en una película y usó a Durango como locación, entre otros estados. Más tarde, sobre todo en los 60´s, directores como John Houston, Raoul Walsh, Chano Urueta, Raúl de Anda, George Sherman y Sam Peckinpah filmaron en estos pobladose.

Como largometraje, el primero en filmarse fue La ley del bravo, en 1955, protagonizada por el actor estadounidense Robert Wagner. De las más recientes, en 2004 Penélope Cruz y Salma Hayek filmaron Las Bandidas.

 

viejo oeste poblados durango

pueblos viejo oeste durango

pueblos viejo oeste durango

 

*Imágenes: 1) mexicodesconocido.com.mx; 2 y 3)micasasuchil.com; 4) cartademexico.com

5 insólitos paisajes montañosos de México (y las joyas geológicas que resguardan)

Explora algunas de las formaciones geológicas más impresionantes del territorio mexicano.

Nuestro territorio es un complejo entramado de ecosistemas vibrantes que —para bien y para mal— está situado en una sección particularmente activa de la superficie terrestre. Mientras que eso se manifiesta en las esporádicas sacudidas sísmicas, también significa que somos los privilegiados guardianes de una serie de formaciones geológicas impresionantes. 

Así, estamos parados sobre insólitos paisajes montañosos que por su mística belleza, nos envuelven en sorpresa y misterio. Te presentamos algunos de ellos. Definitivamente son dignos de ser visitados y protegidos.

1: Las grutas de Cacahuamilpa

destinos-mexico-paisajes-montanosos-formaciones-geologicas
Imagen: Visit México

El impresionante sistema de cuevas se encuentra en Guerrero y en realidad es parte de todo un Parque Natural, ahí donde nace el río Amacuzac. En la zona habitan armadillos, codornices, tejones y hasta la nutria de agua dulce. 

Pero el interior, poblado por estalactitas y estalagmitas de caprichosas formas es la visión que atrae a toda clase de viajeros. Los amplios salones de piedra, se presentan como un mundo paralelo que podría haber sido concebido como una ficción.

2: Los prismas basálticos

destinos-mexico-paisajes-montanosos-formaciones-geologicas
Imagen: Creative Commons

En la antigua Comarca Minera, cerca de Huasca de Ocampo en Hidalgo, se encuentra una de las formaciones geológicas más interesantes del territorio nacional. Se trata de los prismas basálticos, estructuras naturales de piedra, resultado de la antigua actividad volcánica de la zona. 

destinos-mexico-paisajes-montanosos-formaciones-geologicas
Imagen: Creative Commons

Se piensa que han existido desde hace un par de millones de años y su precisa figura —columnas con 5 o 6 caras planas— intriga a quienes dudan de la matemática inherente a la naturaleza. La pared de prismas forma la barranca de Alcholoya por donde caen 4 cascadas. En este parque es posible acampar y vivir una experiencia de reconexión con la naturaleza muy particular.

3: Parque Natural “La Huasteca”

destinos-mexico-paisajes-montanosos-formaciones-geologicas
Imagen: Parque La Huasteca

En el municipio de Santa Catarina, en Nuevo León, se encuentra este épico parque natural. El horizonte montañoso de esta zona es una escena espectacular que, simplemente no se puede comparar con la de ningún otro sitio. 

destinos-mexico-paisajes-montanosos-formaciones-geologicas
Imagen: Parque La Huasteca

Lo que evocan estas formaciones entre la Sierra Madre y las Cumbres de Monterrey, se puede comenzar a especular admirando las intrigantes fotografías del sitio. Imagina lo que se siente estar ahí. El espacio llama a los aventureros, no es tan fácil de transitar, escalar o habitar, pero con el guía adecuado y una disposición para abrirse a la experiencia, tu visita a La Huasteca podría cambiarte la vida.

4: Hierve el agua

destinos-mexico-paisajes-montanosos-formaciones-geologicas
Imagen: Rincones de México

Las famosas cascadas petrificadas en Oaxaca no dejan de sorprender a los viajeros y estudiosos de la tierra. Una forma de estalactitas es lo que cuelga donde, alguna vez, caía el agua mezclada con altas concentraciones de carbonato de calcio. 

destinos-mexico-paisajes-montanosos-formaciones-geologicas
Imagen: Selina Oaxaca

En el pueblo de San Isidro Roaguía, cerca de la antigua ciudad de Mitla, se encuentra esta bellísima reserva. Aún es posible bañarse en las aguas termales de la zona y observar por horas esta afortunada rareza natural.

5: La laguna de Alchichica

destinos-mexico-paisajes-montanosos-formaciones-geologicas
Imagen: CONAGUA

Esta laguna es bella y extraña en la misma medida. Se formó dentro de un cráter volcánico y sus aguas tienen altas dosis minerales. Es una de las joyas ocultas de Puebla

De su superficie sobresalen intrincadas estructuras carbonatadas y la laguna es un pozo donde florece la vida microendémica, además de especies acuáticas como el charal de Alchichica y una salamandra también de la región. 

destinos-mexico-paisajes-montanosos-formaciones-geologicas
Imagen: CONAGUA

Lo particular de este espacio ha inspirado leyendas increíbles entre los locales. Algunos piensan que el flujo de agua está directamente conectado con el océano. Otros afirman que el sitio fue un centro ceremonial prehispánico. Hay quien cuenta que una sirena de cabello plateado se esconde bajo el agua.

Video caminatas casuales por la Ciudad de México

Más allá de sus grandes atracciones, el alma de la Ciudad de México está en su cotidianidad (y estos videos la documentan como es, preciosa).

La mejor forma de conocer un lugar es, sin duda, sumergirte en su vida cotidiana. Esta es una de las reglas de oro del viajero. Más allá de las experiencias que dicta la obligación turística, que también son importantes, lo cierto es que jamás establecerás una verdadera comunión con un destino si no te permites un rato de simplemente transitarlo y observar su vida ordinaria. 

Por eso celebramos la existencia del archivo llamado Videowalks Around the World, que reúne más de 600 caminatas casuales en diversos lugares del mundo. Y obviamente México no podía faltar en este acervo, en el cual encontramos al menos seis paseos por la Ciudad de México. Una capital ecléctica, ciertamente emocionante y magnética, nos muestra su cara más genuina en e
stos videos: su cotidianidad. 

La Ciudad de México recibe alrededor de 30 millones de visitantes al año (según cifras de la Secretaría de Turismo local). Si bien muchos de ellos llegan atraídos por las mayores atracciones de la capital mexicana, por ejemplo el majestuoso Museo Nacional de Antropología o la boyante escena artística, lo que termina por atrapar a muchos de ellos es más bien la energía cotidiana que envuelve al lugar: caminarlo, cruzarse con sus habitantes y simplemente andar por sus calles, siempre vivas e intensas. 

Aquí te compartimos algunas de estas experiencias y ambientes “ordinarias” que puedes vivir en la Ciudad de México, cortesía de una cámara flotante, mientras aprovechamos para recordarte que la mejor cara de un lugar siempre será la más natural. 

 

 

 

 

Pueblos fantasma en México: 3 preciosos ejemplos

El abandono dota a los espacios de un aura que puede resultar particularmente seductora, y estos 3 pueblos fantasma en México lo demuestran.

– ¿Cómo dice usted que se llama el pueblo que se ve allá abajo?

– Comala, señor. 

– ¿Está seguro de que ya es Comala?

–Seguro, señor.

–¿Y por qué se ve esto tan triste?

–Son los tiempos, señor. 

Pedro  Páramo, Juan Rulfo

Historias de ambición, de frustración y desastres naturales permanecen, como ecos, en los pueblos abandonados. En México existen un sinfín de asentamientos fantasmas, los cuales permiten viajar al pasado y detenerse en el tiempo. La mayoría tuvieron una vida esplendorosa antes de ser abandonados por el cierre de minas, de emigraciones masivas o construcción de presas; sin embargo, ahora, después de varias décadas, son lugares oscuros y vacíos, al tiempo que hipnóticos, cuyo único sonido sobreviviente es el viento golpeando las ruinas.

Cerro de San Pedro, San Luis Potosí

sanpedro

Fundado en el siglo XVI, durante una de las fiebres de oro y plata, este municipio fue explotado durante cuatro siglos. En 1948, una huelga minera desencadenó pérdidas significativas de mineros, explosiones y derrumbes de minas, caos social, y abandono del pueblo. Pedro de Anda, uno de los descubridores de los minerales de la zona, bautizó el lugar en honor del santo de su nombre y en memoria de las minas del Potosí, en Bolivia.

 

Mineral de Pozos, Guanajuato mineral-de-pozos-guanajuato-mexico

Fundado en 1576, bajo el nombre de Palmar de Vega, este sitio perdió su esplendor durante la revolución mexicana al ser abandonado paulatinamente por sus habitantes en busca de empleo. Hoy se conservan, taciturnos, los vestigios de las plazas y callejones, dando vida a una época porfiriana. Se pueden visitar los túneles que atraviesan el pueblo, donde se escuchan las leyendas e historia del área. Los atractivos son: Jardín Juárez, Parroquia de San Pedro, Capilla de San Antonio de Padua, Capilla de la Misericordia, diversas galerías de arte y, evidentemente, las fantasmagóricas minas.

  Ojuela, Durango pueblo_ojuela_durango_mexico

Pueblo pionero que marcó el nacimiento de los estados de Durango y Coahuila, Ojuela era una mina, durante la colonia, de donde se extraían oro, plata, zinc y manganeso. En el siglo XX la mina se inundó, evento que terminaría por esterilizar el área tras obligar la partida de sus habitantes. Al visitar Ojuela, puedes caminar por sus calles, tiendas, albercas, templos, cines y casinos olvidadas en un mundo a parte. Uno de los atractivos de la zona es el puente colgante que data de hace 400 años.

* Imágenes: 1) Alfredo Guth; 2) Turiméxico; 3) ViajandoMéxico; 4) Panoramio.