Los tlacuaches son chidos: haz patria y defiéndelos

Los tlacuaches no son intrusos, son nuestros vecinos. Además son increíbles y hay que cuidarlos.

Los tlacuaches son chidos. Pero están en peligro de extinción. Eso es porque nosotros no somos tan chidos y nos hemos inventado extrañas justificaciones para lastimarlos. Pero debes saberlo: el tlacuache es el único marsupial mexicano; es una especie completamente endémica; estaba en esta tierra desde antes que tú y merecen seguir vivos.

tlacuaches-animales-mexicanos-peligro-extincion-datos-informacion

Por su aspecto intenso (o sea, no son bonitos y no son tiernos como las vaquitas marinas o los ajolotes) mucha gente los confunde con las ratas; sobre todo porque a los tlacuaches no les ha quedado de otra más que convivir con nosotros en nuestras ciudades y, como las ratas, aprovechan lo que desechamos.

Pero ni siquiera son roedores: están más cerca de ser canguros; como ellos, se caracterizan porque las hembras tienen una bolsa en el vientre, donde transportan a sus bebés. Además, en México hay 6 especies de tlacuaches y todas son importantes para la ecología de los ecosistemas. El más conocido es el tlacuache norteño, que se adapta bien las ciudades y se come la basura orgánica que encuentra a su paso (y que tú simplemente tiras sin saber a dónde va).

Los tlacuaches son chidos

#LosTlacuachesSonChidos y merecen más cosas bonitas que tú ❤ (por ejemplo, que el Dr. Pangolín les cante una canción tlacuache tururú turú)

Posted by Dr. Pangolín on Tuesday, September 4, 2018

Los demás viven en zonas tropicales, porque les cuesta más adaptarse. Pero también abonan a mejorar el entorno, en este caso porque comen insectos que dañan los árboles: son reguladores de plaga en los bosques. Además, son alimento de otras especies que tampoco se deben extinguir.

Los humanos somos su peor enemigo, en primer lugar porque estamos destruyendo los bosques que habitan muchos de ellos. Además, porque consideramos “intrusos” a los que luchan por co-existir con las personas en las ciudades y los matamos. Pero los tlacuaches no son intrusos, son vecinos; además, contrario a lo que se cree normalmente, no contagian rabia y son muy dóciles: no te van a lastimar.

Pero si te faltan argumentos recuerda que los tlacuaches son chidos. ¿Sabías que cuando se sienten amenazados fingen estar muertos? ¿Y que eran considerados representaciones de deidades en antiguas cosmovisiones? Si los ves, no los lastimes, no es necesario. Aunque tampoco puedes mantenerlos como mascota. Los tlacuaches deben estar en libertad. Haz patria: mejor defiéndelos.

También en Más de México: Descubre qué animal mexicano eres, según tu maravillosa personalidad (TEST)

México es uno de los 25 países más felices del mundo (según la ONU) ¿quieres saber en qué lugar está?

Sin duda somos privilegiados, pero no deberíamos descansar hasta que cada mexicano sea el más feliz del mundo.

Según la ONU, México está en el lugar 23 de los países más felices del mundo. Parece una posición poco privilegiada, pero si consideramos que es el 23 de 156, el panorama cambia bastante.

Sobre todo porque los resultados están basados en encuestas que cuestionaron a sus participantes sobre el apoyo de amigos y familiares; la libertad de tomar decisiones de vida; la generosidad a la que están expuestos; sus emociones recientes y la percepción de la corrupción. Además se tomaron en cuenta factores como el PIB nacional y la esperanza de vida saludable.

Si México está en el lugar 23 con respecto a todas esas cosas, pues no está demás decir que tenemos muchas razones para estar agradecidos. Sí: la violencia ha subido; los cambios de administración del país han generado polarización; tenemos una lucha activa por la equidad de género; el medio ambiente en general está en riesgo y hay otros montones de problemas que enfrentar; pero tenemos muchas cosas buenas de dónde agarrarnos y mucho potencial para transformar todo eso que nos entristece en razones para cada vez estar más alto en esta lista.

mexico-paises-mas-felices-del-mundo-felicidad-indice

Te interesa: Lecciones de felicidad que los mexicanos podemos enseñarle al resto del mundo

Además, aunque no parezca, muchos de los grandes problemas a los que nos enfrentamos pueden encontrar el principio de su resolución en nuestras propias actitudes. No se trata de decir que “el cambio está en uno mismo”, sino de asumir que sí es nuestra responsabilidad ayudar a que las cosas cambien.

Por otro lado, si no sabemos cómo ayudar o si pensamos que “no sirve para nada”, basta con buscar un poco sobre proyectos, personas y colectivos que están haciendo todo por las grandes causas del país y a quienes les debemos, en gran medida, ser tan felices hoy.

Y claro que no deberíamos (ni nosotros, ni las instituciones, ni los gobiernos de todos los niveles) descansar hasta que México esté más feliz que nunca; por eso tomemos en cuenta este dato para abrir la reflexión sobre lo que hay que hacer para que la experiencia de vida de cada mexicano sea mejor cada día.

Al fin y al cabo, de eso se trata todo esto. Cuando se mide la “felicidad”, lo que se está comprendiendo es qué tan bien o mal se sienten las personas viviendo. Solo tenemos una oportunidad y es nuestra responsabilidad de apoyarnos unos a otros.

*Imágenes: Dorian Ulises López

Netflix prepara una masiva cantidad de películas y series producidas en México

Netflix prepara más de 50 series y películas producidas en México para 2019 y 2020.

Con el claro reto de sacudir una larga historia de entretenimiento telenovelero y contenidos poco estimulantes para el  imaginario, o eso esperamos, Netflix prepara una verdadera cruzada de producciones mexicanas. Evidentemente el mercado mexicano no es una cancha nueva para el gigante mediático de la era digital; basta con recordar que Roma (2018), la aclamada cinta de Alfonso Cuarón, fue una producción netflixera, además de varias series, entre ellas Club de cuervos, Luis Miguel, La casa de las flores, IngobernableLa piloto y Made In Mexico (con su título desafortunado).

Si bien Netflix presume que esta nueva ola de producciones mexicanas (se tienen contempladas más de 50 durante los próximos dos años, entre series y películas) será un vehículo para, en palabras de Ted Sarandos, CCO de Netflix, “proveer una plataforma para que el talento mexicano se reconozca alrededor del mundo”, también esperamos dos cosas esenciales de esta oleada:

Calidad

1. Que realmente se eleve la calidad del contenido producido en México para un público amplio –y no dicho en un sentido snob o intelectualoide, sino deseando narrativas accesibles pero también propositivas, placenteras y entretenidas, pero también estimulantes y que incentiven la madurez mediática del imaginario.

Identidad

2. Que dichas narrativas se construyan realmente en torno a la identidad mexicana y no atendiendo a una faceta de la globalización cultural que termina uniformando las identidades a favor de estereotipos globales, en buena medida dictados por el entretenimiento hollywoodense y afines. 

En fin, a continuación te compartimos un promo llamado “Listos para lo que sigue. Netflix México, pronto” producido por esta compañía para celebrar su próximo lance en este país (y que, por cierto, esperemos que no refleje el tono ni acercamiento con el que se abordara esta generación de contenidos).

¿Qué sigue para Netflix México?

Estas son algunas de las producciones más interesantes anunciadas por Netflix para México, además de las secuelas de series que en los últimos cuatro años ya fueron probadamente exitosas:

Rio Grande, Rio Bravo (serie de cinco cortos documentales sobre temas fronterizos, cuyo productor ejecutivo es Gael García)

Los corruptores (un thriller basado en la novela homónima de Jorge Zepeda Patterson)

Para aprender sobre animales mexicanos en peligro tienes que ver estos geniales videos

El “Dr. Pangolín” presenta brillantes (y muy divertidos) memes y videos para convencerte de cuidar a los animales…

Que muchos de los animales mexicanos están en peligro de extinción es algo que, tristemente, reconocemos. Por otro lado, esta información parece tener poco efecto en nosotros y en nuestras acciones. Evidentemente necesitamos otra forma de ser persuadidos para empezar a cuidar no solo el medio ambiente, también a las curiosas criaturas con quienes lo compartimos.

mexico-animales-mexicanos-peligro-extincion-dr-pangolin-videos

Por otro lado, nuestro lenguaje está cambiando, la forma en la que buscamos y preferimos que nos digan las cosas se ha vuelto muy particular. Sí, los memes sin duda han tenido un impacto muy intenso en nuestra configuración mental y también la del imaginario colectivo. Así, frente a la crisis que está sufriendo la naturaleza mexicana, necesitamos a un comunicador que realmente hable nuestro idioma.

mexico-animales-mexicanos-peligro-extincion-dr-pangolin-videos

Y aquí está: Dr. Pangolín hace increíbles cápsulas de video contando las más extravagantes peculiaridades de distintos animales. Algunos de ellos no están en peligro, pero no te sobra conocer su historia. Por otro lado, sí le dedica bastante contenido a la fauna local que enfrenta la extinción. como los tlacuaches, mapaches y ajolotes.

mexico-animales-mexicanos-peligro-extincion-dr-pangolin-videos

Sus videos son el perfecto equilibrio entre saberes científicos, conciencia ambientalista, información bien argumentada, curiosidades, delicioso cinismo, ingenio y muchas referencias a los memes más populares. Si realmente quieres aprender de animales mexicanos, son imperdibles.

mexico-animales-mexicanos-peligro-extincion-dr-pangolin-videos

Además, el humor de Dr. Pangolín es bastante directo. No pierde la oportunidad de recordarnos a los humanos que pensar que somos el centro del mundo o las criaturas más interesantes sobre la tierra, no es más que un egocentrismo exacerbado que no nos permite notar que el mundo está lleno de cosas increíbles y que vale la pena cuidarlas. Con un poco de suerte, sus brillantes memes y videos nos sacuden un poquito.

mexico-animales-mexicanos-peligro-extincion-dr-pangolin-videos

También en Más de México: Como si fueran fantásticas: estas son algunas de nuestras especies endémicas más extrañas (FOTOS)