“Las crónicas del taco” es la deliciosa serie nueva de Netflix (TRAILER)

Con una fotografía que te matará del antojo, esta serie hará que te re-enamores del icónico platillo mexicano (y todo lo que significa).

“La nostalgia es el ingrediente que nos une a todos” afirma una de las voces que narran en la nueva serie de Netflix “Las crónicas del taco”. 

Sin duda, es la nostalgia la que mantiene activas a casi todas nuestras tradiciones. El mundo podría desbordarse, cambiar absolutamente y en todos los sentidos, pero muchos de nosotros nos empeñamos en compartir lo más rico de la existencia con los demás y de repetir una y otra vez experiencias que, alguna vez, nos conquistaron. 

netflix-mexico-series-mexicanas-cronicas-taco

La gastronomía es un asunto de nostalgia, sobre todo la mexicana pues, a diferencia de otras cocinas a lo largo del mundo, la nuestra nació en las casas, de la cotidianidad del pueblo y, en muchos casos, como consecuencia de la necesidad. 

Por eso nuestra comida callejera es tan representativa, porque imita la calidez familiar, en un formato económico y portátil y casi todos los mexicanos nos valemos de ella para sobrevivir al día. 

La comida de la calle, dicen en “Las crónicas del taco” es “fruto del hambre y del ingenio”. Y el más icónico platillo callejerouno que tiene decenas de variaciones a lo largo del país— es el taco.

Todo lo que el taco significa

Esta excepcional y halagadora propuesta de Netflix genera un acercamiento íntimo e informado de seis tacos clásicos a lo largo de seis interesantes capítulos: Carnitas, Barbacoa, Guisado, Pastor, Asada y Canasta. 

Además de mostrar la historia, los ingredientes originales, las versiones contemporáneas y los sitios ligados a los seis tacos presentados; “Las crónicas del taco” se concentra en las relaciones que cada uno implica y en el trabajo inmenso que hay detrás de estas delicias. 

Periodistas, investigadores, cocineras, taqueros y taqueras, consumidores, productores de alimentos, campesinos, guardianas del maíz nativo, todos los agentes involucrados en la existencia del taco tienen voz a lo largo de esta serie. Sus historias, sus ambiciones, su amor por México y su comida, sus razones para estar en el negocio: cada detalle suma al acabado de la serie y del sabor.

netflix-mexico-series-mexicanas-cronicas-taco
Esta es Marven o “Lady Tacos de canasta”, muxe originaria de Oaxaca que, junto a su familia vende todos los días deliciosos tacos a bordo de su fiel bicicleta. Sin duda uno de los personajes más entrañables retratados en la serie.

Como bien dice Julio Patán para Milenio, los tacos no son solo un platillo, son una forma de comer. Y, necesariamente, implican diversidad, pues cada taco ha nacido de la combinación de, por lo menos, dos tradiciones: la de una etnia indígena (que va cambiando según la región del país de donde sea originario un taco) y la gastronomía española.

Si consideramos a todas las etnias mexicanas que han existido y a los grupos migrantes de todas partes del mundo que han habitado México, no es descabellado afirmar que el taco es infinito.

A la producción de Netflix y Canana Films no se le escapa esta complejidad y sabe pintarla bien. El taco y los procesos que lo rodean son representados de forma genuina y concentrándose en detalles insospechados. 

netflix-mexico-series-mexicanas-cronicas-taco

También en Más de México: Netflix prepara una masiva cantidad de películas y series producidas en México 

Tal vez su único error es la exageración en el tono de los narradores, que tratan de darle voz propia a cada taco; este detalle se queda muy flojo y suena de pronto falso. Aunque la impecable fotografía y el carisma de los entrevistados los salva.

Es notable cómo una forma genuina de visualizar México le favorece muchísimo a la producción: el paisaje es espectacular para donde veas, el humor cálido de la gente desborda y la comida, así como es, se antoja muchísimo. México no necesita ninguna clase de maquillaje para mostrar su mejor cara. 

Y, aunque algunos puedan pensar que los procesos de producción parecen exagerados, el retrato es justo, pues en realidad lo que está detrás de cualquier taco es épico: desde sembrar el maíz para hacer la tortilla, cultivar los ingredientes de las salsas, matar a los animales para obtener la carne, hasta levantarse diario en la madrugada para preparar todo. 

Como también se señala en la serie, tiene algo de egoísta comerse un taco que no preparó uno mismo, porque esta comida tan sencilla implica una serie de odiseas y muchísimo cariño. Todo esto se manifiesta en “Las crónicas del taco” y por eso es imperdible.

También en Más de México: Este programa de Netflix le escribió una carta de amor a México

El maíz mexicano te necesita: firma aquí para apoyar la Ley Federal de Protección del Maíz Nativo

Esta ley que cambiará la historia de México tiene que ser aprobada por la Cámara de Diputados. Tú puedes ayudar a ejercer presión y asegurar la protección de nuestro preciado maíz.

La íntima relación entre los mexicanos y el maíz nativo nunca ha perdido potencia. En torno a esta mágica planta hemos cultivado nuestra identidad, pues es componente central en nuestros rituales, en nuestras mesas, nuestras fiestas y economía. Literalmente estamos hechos de maíz.

Sin embargo, los cambios en nuestra forma de sembrar y consumir han puesto en peligro al maíz nativo y, a la par, la seguridad alimentaria de muchos lleva décadas pendiendo de un hilo. Finalmente, hace apenas unas semanas, la lucha por proteger a nuestra maíz nativo logró un triunfo vital: se aprobó con mayoría en el Senado de la República la iniciativa de Ley Federal para el Fomento y Protección del Maíz Nativo.

Pero aún falta trabajo para poder hacerla realidad. Ahora toca a la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión votar por la aprobación de este proyecto. Los ciudadanos podemos involucrarnos, especialmente ejerciendo presión a los diputados; además de informándonos y mejorando —personalmente— nuestros esquemas de consumo.

mexico-campesinos-campo-agricultura-maiz-nativo
Imagen: Juan Carlos Ibarra

Aprende más: ¿Qué es el maíz nativo y por qué todos deberíamos estarlo consumiendo?

¿En qué consiste la Ley Federal de Protección del Maíz Nativo?

La ley cubre distintos puntos, pero el central es que el Estado tendría que: “garantizar y fomentar, a través de todas las autoridades competentes, que las personas tengan acceso efectivo al consumo informado de maíz nativo y en diversificación constante, así como a los productos derivados, en condiciones libres de organismos genéticamente modificados y otras técnicas de mejoramiento genético.”

Esto es muy importante, pues mientras no tengamos “certeza científica” sobre los riesgos que los transgénicos suponen para nuestra salud y para las semillas nativas, no deberíamos estarlos consumiendo. 

mexico-campesinos-campo-agricultura-maiz-nativo
Imagen: Redd+ México

Además, implica crear el Consejo Nacional del Maíz (Conam), organismo que se dedicará a proteger la semilla. La ley también incentiva la creación de Bancos Comunitarios de Semillas gestionados por comunidades campesinas y ejidos. La idea central es fortalecer la economía de los pequeños productores, que, por cierto, han sido los verdaderos guardianes del maíz todo este tiempo. 

Como dijo la senadora Ana Lilia Rivera, durante la sesión donde la iniciativa fue aprobada, esta lucha es para resarcir el “vínculo entre la tierra y la humanidad” que, francamente, frente a las prácticas contemporáneas, ha sido “desmantelado”.

¿Por qué urge aprobar la ley en defensa del maíz nativo?

Es urgente que los diputados aprueben la ley en los términos planteados por el Senado. La organización “Sin maíz no hay país” explica por qué:

  • La ley debe entrar en vigor antes que el Tratado de Libre Comercio entre México, Estados Unidos y Canadá, para asegurar la protección de nuestras semillas nativas.
  • El maíz nativo está en riesgo frente a la entrada del maíz transgénico. La ley no solo lo reconoce como semilla, sino como “patrimonio alimentario nacional en todo lo relativo a su producción, comercio y consumo.”
  • La iniciativa, al fomentar la producción de maíz nativo, reduce las importaciones de maíz genéticamente modificado, procedente principalmente de Estados Unidos.
  • La iniciativa busca que el consumo de todos nosotros sea informado, que sepamos qué productos de maíz contienen OGMs (organismos genéticamente modificados).

¿Cómo puedes involucrarte en la defensa del maíz nativo?

maiz-nativo-mejor-defensa-cambio-climatico-biodiversidad-patrimonio
Imagen: Maizajo

Firma la petición exigiendo a los diputados que respeten la iniciativa aprobada en el Senado. Además, puedes contactar vía telefónica o por correo electrónico a los diputados integrantes de la Comisión de Agricultura, para solicitar su apoyo (y ejercer presión) Aquí puedes ver la lista de correos y teléfonos.

Firma aquí la petición 

Descubre más: ¿Sabías que la mejor defensa contra el cambio climático podría ser el maíz nativo?

Netflix prepara una masiva cantidad de películas y series producidas en México

Netflix prepara más de 50 series y películas producidas en México para 2019 y 2020.

Con el claro reto de sacudir una larga historia de entretenimiento telenovelero y contenidos poco estimulantes para el  imaginario, o eso esperamos, Netflix prepara una verdadera cruzada de producciones mexicanas. Evidentemente el mercado mexicano no es una cancha nueva para el gigante mediático de la era digital; basta con recordar que Roma (2018), la aclamada cinta de Alfonso Cuarón, fue una producción netflixera, además de varias series, entre ellas Club de cuervos, Luis Miguel, La casa de las flores, IngobernableLa piloto y Made In Mexico (con su título desafortunado).

Si bien Netflix presume que esta nueva ola de producciones mexicanas (se tienen contempladas más de 50 durante los próximos dos años, entre series y películas) será un vehículo para, en palabras de Ted Sarandos, CCO de Netflix, “proveer una plataforma para que el talento mexicano se reconozca alrededor del mundo”, también esperamos dos cosas esenciales de esta oleada:

Calidad

1. Que realmente se eleve la calidad del contenido producido en México para un público amplio –y no dicho en un sentido snob o intelectualoide, sino deseando narrativas accesibles pero también propositivas, placenteras y entretenidas, pero también estimulantes y que incentiven la madurez mediática del imaginario.

Identidad

2. Que dichas narrativas se construyan realmente en torno a la identidad mexicana y no atendiendo a una faceta de la globalización cultural que termina uniformando las identidades a favor de estereotipos globales, en buena medida dictados por el entretenimiento hollywoodense y afines. 

En fin, a continuación te compartimos un promo llamado “Listos para lo que sigue. Netflix México, pronto” producido por esta compañía para celebrar su próximo lance en este país (y que, por cierto, esperemos que no refleje el tono ni acercamiento con el que se abordara esta generación de contenidos).

¿Qué sigue para Netflix México?

Estas son algunas de las producciones más interesantes anunciadas por Netflix para México, además de las secuelas de series que en los últimos cuatro años ya fueron probadamente exitosas:

Rio Grande, Rio Bravo (serie de cinco cortos documentales sobre temas fronterizos, cuyo productor ejecutivo es Gael García)

Los corruptores (un thriller basado en la novela homónima de Jorge Zepeda Patterson)

 

Te puede interesar: Películas para entender el México de hoy.

Este programa de Netflix le escribió una carta de amor a México

Un capítulo sobre los icónicos tacos dejó para el postre preciosas reflexiones sobre mexicanidad.

“Un taco no es solo un taco. Un taco es cultura. Es historia. Un taco es inmigración. Un taco es resistencia. Es política.”

Gustavo Arellano, historiador de comida mexicana

Cada cosa cuenta una historia, solo hay que hacerla hablar. Los tacos tienen mucho que decir. Especialmente porque como “cosa” son particularmente fragmentarios. Tipos de tacos hay cientos y se están reinventando todo el tiempo. Tal vez por eso el chef David Chang y los demás creadores del programa “Ugly Delicious” de Netflix, eligieron a esta “cosa” como tema de reflexión y, posiblemente sin planearlo, la volvieron excusa para escribirle una carta de amor a México.

La idea de esta serie es examinar lo cultural y sociológico detrás de distintas grandes comidas. Pero a Chang no le interesa hablar desde un solo lugar. Lo que quiere es hacer grandes saltos, entre distintos lugares, conceptos y formas de hacer. Lo que nos quiere probar es que no tenemos que ser ordenados; que, como las mejores comidas, podemos ser desastrosos, manchar, obligar a que los demás metan las manos al plato.

Un taco no es solo un taco

netflix-series-mexico-mexicanas-comida-cocina-tacos-olvera
Imagen: Pujol.

Decir que en México se comen tacos, no es un cliché. Pero los tacos sí son el elemento icónico de nuestra gastronomía; especialmente fuera de este país. Los tacos son mexicanos, no hay de otra y, felizmente, son el gancho que ha vuelto adictos a nuestra cocina a miles de extranjeros (especialmente a los estadounidenses).

Entre ellos está David Chang, un tipo que ama la comida y que se pregunta si puede cambiar el mundo desde la cocina. En los tacos se encontró un montón de reflexiones fantásticas, que lo acercan a una respuesta positiva y nos dejan, para el postre, una idea preciosa sobre lo que significa ser mexicano.

netflix-series-mexico-mexicanas-comida-cocina-tacos-olvera

El episodio dedicado a los tacos de “Ugly Delicious” explora la manera en que esta comida muta sin parar y cómo toca la vida de muchísimas personas, no solo porque se ha vuelto un signo de mexicanidad en países como Estados Unidos, también porque es el vehículo que engloba historias de migración, intercambio y mestizaje al interior del país.

Como dijimos, variedades de tacos hay cientos y, curiosamente, todas son resultado de influencias externas. En el episodio de esta serie, David Chang; el historiador de comida mexicana Gustavo Arellano; el crítico Jonathan Gold, y el periodista Peter Meehan se dedican a buscar variaciones increíbles del taco, probando que sin remezcla, algunas recetas nunca se habrían consolidado. El taco al pastor, por ejemplo, se lo debemos a la migración libanesa; también los “tacos arabes” de Puebla. Ni hablar de las fantásticas variaciones de tacos que existen en Estados Unidos. Llevado por migrantes mexicanos, el taco se ha combinado con cocinas de todo el mundo.

También en Más de México: 9 cosas que tú puedes hacer para conservar la gastronomía mexicana.

México es diverso (y no puede evitarlo)

netflix-series-mexico-mexicanas-comida-cocina-tacos-olvera

“Creo que ser mexicano es estar abierto a otras ideas”

Enrique Olvera

Un taco revela influencias de la migración, pero lo que siempre lleva es tortilla. De trigo, de maíz y hasta de doritos, el disco de masa no puede no estar presente. Sin embargo, este fundamento se transforma en un vehículo para la experimentación.

El ejercicio no podría ocurrir en cualquier lado, ni a cualquier sociedad. Hay algo mexicano que se permite estas aperturas, estas reinterpretaciones y, al mismo tiempo la necesidad de mantener un no-negociable: si quiere ser taco, tiene que tener tortilla (aunque hay hasta tacos de lechuga, pero esto lo discutimos luego), pero el relleno va variando…

Los mexicanos no podemos evitar ser diversos. Cada uno de nosotros está culturalmente codificado con respecto a variables tan distintas que los resultados son impredecibles. Pero eso compartimos, la inevitable diversidad. Y es rico (para la subjetividad y el paladar), como lo descubren los personajes de este programa, romper los prejuicios, echarle al taco algo nuevo, probar lo que juraste que nunca comerías (¿como tripas y ojos, tal vez?) y, al mismo tiempo, encontrarte con que cambiar, permitirte cambiar, es una forma de resistencia. Como dicen Arellano y Olvera, México siempre se adapta y al mismo tiempo, siempre se llama a sí mismo. Se expande, pero vuelve en sí mismo, en un acto de dulce nostalgia.

Lo diverso no quita lo comunitario…

netflix-series-mexico-mexicanas-comida-cocina-tacos-olvera
Cristina Martínez y David Chang.

Al contrario, de alguna forma lo amplifica. “La diversidad es fortaleza” le dice Ben, esposo de Cristina Martínez a David Chang. Esta mujer es una inmigrante indocumentada, que puso un restaurante de barbacoa en Philadelphia y lo volvió uno de los sitios más reconocidos en Estados Unidos. ¿Cuál será su secreto?

Para un mexicano la respuesta es evidente: la barbacoa es deliciosa. Seguro que Cristina la hace perfecta, pero, ese no es el punto. Seguro su receta es muy especial, pero en México hay miles de recetas “especiales”. Todos conocemos “el mejor puesto”, todos tenemos una abuela que “hace la mejor”. El secreto es otro: la comida mexicana es deliciosa porque tiene un propósito; una determinación y no es sólo nutrirse, es mostrar algo, es transmitir un mensaje.

Si los “no negociables” de nuestra comida han sobrevivido por tanto tiempo (tortillas hay desde antes de la conquista) es por eso. Nuestra comida es compleja; hacer barbacoa, por ejemplo, es una friega. Pero la buscamos, la queremos, la compramos o la hacemos. Hacer tortillas también es un proceso tremendo. Pero no van a desaparecer. Amamos las buenas tortillas, porque además de deliciosas (y nutritivas) tienen un propósito, están ligadas a una forma de vivir.

netflix-series-mexico-mexicanas-comida-cocina-tacos-olvera
Imagen: Taco Bell.

Y el propósito de esa comida sabe. Por eso no importan las transformaciones: lo diverso no quita lo comunitario. El ejemplo de Taco Bell (otro restaurante querido tanto por Chang, como por Arellano, aunque no lo creas), es fantástico. Como dice Arellano: “Ver a un supremacista blanco comiendo comida mexicana; haciendo los tacos parte de lo que es; es una pequeña victoria en sí misma.”

Dice Cristina Martínez que en Estados Unidos “hay una necesidad por esta comida”, la comida con propósito, la comida que, si sigues la historia que te cuenta, darás, eventualmente, con un acto, francamente de cariño; tal vez a la tierra, tal vez a quien te enseñó la receta, a quien se la sirves o para quien buscas ganarte un dinerito vendiendo tacos. En México no podría no ser así, aquí también nos hacen falta momentos para estar juntos.

También en Más de México: Los dorilocos: su origen, recetas y curiosas metáforas.

El taco es una carta de amor en sí mismo…

netflix-series-mexico-mexicanas-comida-cocina-tacos-olvera

“Nadie odia los tacos. Es este recipiente portátil de amor, en cierto modo. Entonces, cuando entregamos este taco a personas en el medio de la noche, todas esas cosas que conducen a ese momento, ya sea que nos llamen un “chink”, un  espalda mojada o un frijolero, todas estas cosas que nos separaron, de pronto desaparecen “.

Roy Choi

Anochece. Las taquerías de toda la ciudad llevan abiertas desde muy temprano; sin embargo, este es un momento particular. Cansados se arrastran los pies de miles de sujetos que han pasado el día en oficinas y en las calles, en los gimnasios, escuelas, transporte público. 

La lluvia deja un olor efervescente a un quién sabe qué que no vale la pena descifrar. Pero el aire está fresco, pega delicioso en la cara y se aprecia extrañamente limpio. Hambriento, un sujeto encuentra un par de puestos de tacos. Parecen pertenecer a dos hombres distintos, pero son compadres y les da igual dónde te sientes. Uno vende pastor, suadero y tripas a 10 varos. El otro, el elegante, tiene arrachera, bistec y chorizo en una pequeña parrilla de carbón. Huele a gloria.

No faltan, por lo menos, 5 tipos de salsas distintas, frijoles, nopales, rábano y pepino. Muy equilibrado, por supuesto. Las tortillas están buenas, aguantan el relleno. La televisión está prendida, se escuchan las noticias, vagas, muchas malas. De pronto: “la candidata tal decidió declinar a favor de la candidata tal”. Todos, conocidos y desconocidos, ríen, taco en mano: “Obvio, maldita corrupción”. Prosigue la periodista en el noticiero: “Tantos millones de pesos encontrados en la camioneta de tal tipo, iban de camino a la sede de los políticos del…” Abucheos, risas.

Pareciera que somos de la misma familia. Se anima uno a pedir la sal a quien no conoce y otra voltea a ver a todos y pregunta: “¿Alguien sabe a qué hora es el partido de México?” “¡A las 9!” contestan los demás. “¿Otro?” pregunta cariñosamente el taquero y, con una sonrisa apenada el sujeto pide “Otros dos.” Alguien comenta en voz baja: “Qué rico cenar aquí con todos…”

No te pierdas “Ugly Delicious” en Netflix.