El día que Barack Obama defendió al guacamole

El guacamole logró unir a demócratas y republicanos de Estados Unidos alrededor de su receta tradicional.

julio 12, 2016

Todo comenzó con una aventurada receta de guacamole, publicada por el New York Times, que invitaba a los lectores a añadir un extraño ingrediente: chícharos. Bajo el argumento de que esto le da mayor consistencia y cremosidad, además de acentuar el verdor, Melissa Clark (autora de numerosos libros de cocina), conminaba a alterar así la preparación de uno de los platillos mexicanos más celebrados alrededor del mundo, y cuyo origen nos remonta a hace unos miles de años.

Todo iba bien y la receta simplemente se había ya colocado entre las muchas que hoy fluyen por el imaginario colectivo, hasta que Barack Obama, cuestionado sobre esto en Twitter, afirmó: “Respeto al New York Times pero no les compro eso de chícharos en el guacamole. Cebolla, ajo y chile es el clásico.”

Luego de generar más 15 mil retuits y 20 mil likes, la declaración del presidente estadounidense provocó una discusión masiva alrededor del guacamole y la manera más conveniente de prepararla, fuese “la clásica” o la reformada por Clark. Pero la polémica llegó aún más lejos en las esferas políticas de EUA, luego de que Jeb Bush, hermano del ex presidente George Bush, ex gobernador de Florida y contrincante republicano de Obama, apoyó la postura de este último, también vía Twitter: “No agregas chícharos al guacamole”. Finalmente, la cuenta del Partido Republicano en Texas fue más allá y aseguró que “El NYT declaró la guerra a Texas cuando sugirió añadir chícharos al guacamole”.

El suceso pasó a la historia como el día en que las fuerzas políticas de Estados Unidos se pusieron de acuerdo sobre algo, la receta del guacamole. Y así este platillo no solo amplió su fama, también se defendió de un inesperado ingrediente, el chícharo, que amenazaba con tergiversar su clásica identidad.

Y aprovechando la ocasión te compartimos aquí una receta tradicional de guacamole, compilada por la destacada estudiosa de la gastronomía mexicana, Diana Kennedy, y que, obviamente, no incluye chícharos:

Ingredientes: 

2 cucharadas de cebollas finamente picadas

4 chiles serrano finamente picados

3 cucharadas copeteadas de cilantro toscamente picado

Sal al gusto

3 aguacates grandes

120 gramos de jitomates finamente picados. 

Preparación: 
1. Muele los chiles, el cilantro y la sal hasta formar una pasta. 

2. Corta los aguacates por la mitad, quítales el hueso y exprímeles la pulpa de las cáscaras. Machácalos y agrega a la base de los chiles para obtener una consistencia con cierta textura.

3. Reserva una cucharada de jitomate y agrega el resto. Ajusta la sazón y vierte después el resto del jitomate, la cebolla y el cilantro picados. 

4. Sirve junto con tortillas, tostadas e inclusive carnitas. 

 

Cargar Más