25 nombres indígenas comunes y su significado

Con acepciones sobre las cualidades de la Tierra, lo divino, lo bello; nombres indígenas que afortunadamente persisten entre nosotros.

El lenguaje nació como una necesidad de poner nombre a las cosas del mundo. Y con cada acepción otorgada, entonces intercambiar ideas en torno a ellas (ser uno en lo colectivo). Entre lo nombrado, las personas, por supuesto, fueron de los rubros más importantes.

El nombre de una persona es determinante en su vida, marca buena parte de su personalidad e identidad. Ello fue conocido en prácticamente todas las culturas, y por ello, el nombre de una persona siempre fue una empresa de suprema importancia.

Así como el lenguaje muestra una manera de ver el mundo, los nombres propios son un reflejo importantísimo de esa concepción. Por ello en la mayoría de las culturas antiguas llevaban significados asociados a lo divino, las virtudes, la naturaleza, la belleza.

En México existen 68 lenguas antiguas que corresponden a distintas etnias indígenas del país. En parte la preservación de la manera de nombrar los nombres propios ha propiciado que estas lenguas se mantengan.

A continuación compartimos algunos de los nombres más comunes de origen prehispánico, la mayoría de origen náhuatl, la lengua más hablada por los antiguos mexicanos.

 

Axochitl- flor de agua /nahua

Atzin- aguita/nahua

Citlali- estrella / nahua

Erendirani- alegre / purépecha

Hasen- alma / mazateco

Ikal- espíritu / maya

Ix Chel- diosa de luna / maya

Itzae- regalo de dios / maya

Itzel- lucero de la tared / maya

Malinalli- hierba / nahua

Maatiaak- desierto/ kiliwa

Metzli- luna/ nahua

Mo- Guillermo / mixteco

Nakawé- dueña de las estrellas y del agua / huichol

Naxó- flor/ mixteco

Nima- grande / quiche

Seti- brillante / mazateco

Suré- tiene corazón / tarahumara

Soona`-luna / otomí

Taiyari- nuestro corazón / huichol

Xareni- era uan diosa del amor / otomí

Xochimitl- flecha florida / nahua

Xóchitl. flor / nahua

Yatzil- cosa amada / maya

Yatziri- flor de rocío o doncella de la luna / maya

Yanél- abundancia / tének o huasteco

 

*Imagen: archivo.e-consulta.com

 

*Fuente:

Academia Mexicana de las Lenguas Indígenas

¿De dónde viene la palabra naco? historia y orígenes de este término

Aunque su significado actual se asocia más a la poca educación que al nivel socioeconómico o étnico, todo apunta a que su origen es despectivo, e ignorante.

En un país con tanta diversidad étnica como México, es especialmente importante cuidar los vocablos que usamos. Como sabemos, y mayormente por programas televisivos y cómicos de las últimas décadas, la palabra naco es común, y aunque en los últimos años su uso se ha empleado más para aludir a una persona con poca educación (modales), sin que ello tenga que ver con cuestión de dinero o clases sociales, lo cierto es que su origen, y uso, ha sido mayormente despectivo.

Sobre el origen de la palabra naco

En los diccionarios y fuentes bibliográficas, la primera vez que aparece fue en 1895, en el Diccionario de mejicanismos de Féliz Ramos i Duarte, que dice lo siguiente:

(En Tlaxcala), s.m. Indio vestido de cotón azul, calzoncillos blancos i guaraches. Naco, en otomí, cuñado.

Su origen, sin embargo, aunque coloquialmente comenzó a usarse en el siglo XIX, y muy asociado a la vida urbana capitalina, podría más bien ser otro de los nahuatilismos que tanto abundan en México (recordemos, que, aun hoy, se trata de la lengua originaria más hablada del país, con más de un millón de hablantes en todo el país), y su influencia es tal, que aludimos a palabras de origen nahua todos los días, y de hecho, el concurrente uso de los diminutivos en México, viene de esta lengua.

Según el Diccionario del náhuatl del español de México
, la palabra chinacate, que viene de xinácatl, significa «persona desarrapada o que muestra las carnes por lo raído de sus ropas”. Algunas versiones apuntan a que la palabra naco se desprendería de chinaco, y su vez, esta de chinacate.

De este modo, su nahuatlismo aplicado al español, tendría también una connotación despectiva, asociada a los escasos recursos económicos de una persona.

En 1959, vuelve a aparecer esta definición, esta vez en el Diccionario de Mejicanismos de Santamaría, que dice:

1.Del otomí naco “cuñado”. En Tlaxcala, indio de calzones blancos. 2. En Guerrero llaman así a los nativos indígenas nativos del estado, y por extensión, al torpe, ignorante, iletrado.

Como observamos, en esta definición, sobre todo en su segunda acepción, encontramos rotundamente el carácter despectivo que fue tomando esta palabra. Durante siglos, y por ignoracia pura, al indígena se le señaló como ignorante, cuando, ahora, en realidad se está probando que la cultura precolombina entendía mucho mejor el rol del hombre en el mundo que la actual (he ahí la catástrofe ambiental, por ejemplo).

Luego, Carlos Monsiváis, en Días de Guardar, argumentó que su uso proviene de la palabra totonaco, después, y coloquialmente empleada para marcar lo indio “ignorantemente, asociado a lo ignorante”. Según el investigador de cultura latinoamericana Paul Allatson, su uso popular es mayormente chilango, nació en la Ciudad de México como un fenómeno urbano, y de algún modo para denostar a la migración rural, luego se fue propagando, malamente, al resto de la República.

La palabra naco es recurrente en películas, literatura. Aunque, según una encuesta de la UNAM, en las últimos años se ha ido despojando de su significado despectivo, asociado a la supuesta ignorancia del indígena, para referir, simplemente, pocos modales, sin importar la clase social a la que pertenece.

Aún así, por su origen, y carga cultural que conlleva, quizá sea momento de dejar de usarla, como una manera de honrar a los pueblos originarios, a los que, curiosamente, el tiempo les ha dado la razón.

 

*Fuentes:

Bürki, Yvette, Prácticas Discursivas y Estereotipos: la figura del naco en la sociedad mexicana actual

Bautista Rojas, Carlos, (2015) El término “naco”, ¿Siempre ha sido Despectivo?. Algarabía

 

Imagen: es.laenchiclopedia.wikia.com

Aprender tsotsil: la principal lengua de los artesanos chiapanecos

Al visitar el estado de Chiapas, una parada obligatoria es el mágico San Cristóbal de las Casas.

Quienes han tenido la fortuna de visitar el enigmático pueblo de San Cristóbal de las Casas, no pueden negar el festín visual que ofrece su arquitectura, artesanías, mercados y belleza en la vestimenta artesanal de las mujeres y hombres de diferentes localidades aledañas que se congregan en este paraje turístico.

Pero… ¿alguien ha prestado atención a la comunicación de los indígenas?

En San Cristóbal de las Casas o pueblos cercanos, los habitantes atienden al turismo en español e incluso en inglés, sin embargo, entre ellos siguen conservado la comunicación en su lengua natal, el tsotsil.

San Juan Chamula, San Andrés Larraínzar y Zinacantán, son algunos de los 23 pueblos en los que aún se habla esta lengua de origen maya; el español, si acaso se habla, es un segundo idioma.

A diferencia de muchos pueblos del país donde se está perdiendo la lengua indígena, en esta zona del estado de Chiapas, el primer contacto lingüístico que tienen es con su lengua étnica; hasta que se entra al jardín de niños y primaria es cuando se comienza a aprender español.

libros aprender tsotsil

De acuerdo al INEGI, en el 2010 había 416,375 hablantes de la lengua tsotsil.

Estar en la zona únicamente como turista, no te permite prestar atención a este fenómeno, sin embargo, al convivir en el día a día con familias de estas comunidades, sientes la necesidad de aprender tsotsil.

Comúnmente los idiomas se aprenden en las aulas, pero para aquellos que son autodidactas tienen la oportunidad de aprender la lengua gracias a Mariano Reynaldo Vázquez López quien es originario de Shulvó, localidad perteneciente al municipio de Zinacantán, Chiapas.

Mariano Reynaldo, Licenciado en Pedagogía y Maestro en Educación y Diversidad Cultural, es el autor de “Chano bats´i k´op” (Tsotsil para principiantes), un libro completo que te lleva de la mano en el autoaprendizaje de esta lengua.

Si visitas San Cristóbal de las Casas, puedes adquirir este material en la Librería Chilam Balam ubicada en el precioso centro del pueblo.

Lo importante es mantener la cultura y las lenguas vivas.

*Si quieres irte familiarizando con esta lengua, accede a este PDF donde encontrarás las normas básicas de este idioma.

Imágenes: 1).visitmexico.com
Tan Iduarte
Autor: Tan Iduarte
Mercadóloga de profesión, fiel a lo #HechoEnMéxico por pasión. Escritora, blogger y editora en jefe del sitio web de referencia México a colores (www.mexicoacolores.com). Directora creativa de la marca Telar Estudio y cofundadora de Taller Origen. Fiel creyente de la alta calidad de la mano de obra artesanal y diseño nacional.

¿Qué significan los nombres de cada uno de los estados de México?

La influencia náhuatl es impresionante en esta simbiosis entre Europa y el México prehispánico.

En una mezcla que comprende la influencia prehispánica y la colonial, los nombres de los estados de México son vestigios de este encuentro de culturas. Impresiona la gran presencia del náhuatl (la lengua más hablada al momento de la llegada de los españoles, e incluso hoy por más de 1 millón de personas), incluso en estados del norte de la República.

Te presentamos un recorrido por el significado del nombre de todos los estados de México, y sus raíces etimológicas. Pero antes vale la pena aclarar que en algunos casos el significado es incierto, y aunque tratamos de incluir los que corresponden a las hipótesis más aceptadas o populares, seguramente habrá algo de polémica:

 

Aguascalientes

Nombre de origen colonia, se llama así debido a la abundancia de aguas termales en la zona.

 

Baja California

Su nombre es también de origen colonial. Existen dos teorías respecto al significado de su nombre; la primera apunta a que se trata de la influencia de la novela de caballería Canción del Roldán, en la que existía una península llamada así. La segunda refiere que Cortés la nombró así por su caluroso clima: su etimología que viene del latín, significa álida (cálida) fornax (horno).

 

Baja California Sur

Lo mismo que la anterior.

 

Campeche

Aunque no se tiene certeza, la versión más aceptada es que su nombre viene del maya, can pech “serpiente y garrapata”.

 

Chiapas

Como en el lugar abunda la chía, los mexicas le llamaron chiapan, que significa, “lugar de la chía”. Apán, por su parte, significa río.

 

Chihuahua

Existe mucha controversia respecto a su origen. Algunas versiones refieren  su influencia rarámuri, otras a la nahua; la más reconocida es que viene de xicahua, que se divide en xi, y xuauhua, y a su vez estos vienen de cuauhuacqui, que significa “cosa seca o arenosa”.

 

Ciudad de México

Del nombre de la capital del antiguo imperio mexica, cuyo nombre completo es Mexico-Tenochtitlán. En náhuatl su significado es “lugar donde abunda algo”.

 

Coahuila de Zaragoza

Se cree que se deriva del náhuatl coatl, que significa culebra, y del huilana, que significa arrastrarse. En conjunto significa “lugar donde se arrastra la culebra”. De Zaragoza, por su parte, deviene del nombre del General Ignacio Zaragoza.

Colima

Del náhuatl acolman, que significa “lugar donde tuerce el agua” o “lugar donde hace recodo el río”.

 
Durango

En alusión a la ciudad de Durango en Vizcaya, España. Su significado es “más allá del agua”.

 

Guanajuato

Aunque en el sitio habitaron los otomíes, su nombre viene del purépecha quianax (rana) y huasta (cerro) “cerro de las ranas”; por las formas de sus cerros.

 

Guerrero

En tiempos prehispánicos se le conocía como cihuatlán “lugar de mujeres”. Luego de la Independencia, se le nombró como lo conocemos en honor a Vicente Guerrero.

 

Hidalgo

Su nombre actual también surge en honor a uno de los héroes de independencia, Miguel Hidalgo.

 

Jalisco

Significa “en la superficie de arena” o “en el arenal”, y proviene de tres palabras en náhuatl: xal-, que significa arena, īx-, cara o superficie, y la desinencia de lugar -co. .

 

Estado de México

Por encontrarse en los dominios de México-Tenochtitlán.

 

Michoacán de Ocampo

Su primer nombre es de origen purépecha de michin (pescado), y can (lugar), significa “lugar o región de los pescados”.

 

Morelos

Nombrada así en honor al gran líder de la Independencia José María Morelos, muy afin a las causas indígenas.

 
Nayarit

Aquí habitaron los coras. Su nombre viene de esta lengua y significa “hijo de Dios que está en el cielo y en el sol”.

 

Nuevo León

Los españoles le nombraron así en alusión y en honor al Reino de León en España.

 
Oaxaca

Su nombre viene del náhuatl que hace referencia a la planta de huaje de la región, de huāx, que significa planta de huaje. En zapoteco y mixteco respectivamente, su nombre es lulaa o Ñuhundua, que significan “en la punta del guaje” o “en la punta de la nariz del guaje”.

 

Puebla

Se cree que surge de la popular frase empleada por los españoles “vamos a hacer la puebla”, referida para habitar un lugar en específico.

 

Querétaro de Arteaga

Viene de la palabra purépecha queréndaro, k‘erendarhu “peñasco” y rhu “lugar”. Significa, entonces, “lugar de piedras grandes o lugar de peñas o peñascos”. El término otomí es andamaxei que significa “gran juego de pelota”.

 

Quintana Roo

En honor al héroe de la Independencia Andrés Quintana Roo, también esposo de Leona Vicario.

 

San Luis Potosí

En 1592 se descubrió su riqueza mineral, tanto de oro como plata. Se convirtió, entonces, en un importante asentamiento colonial y se asignó el nombre de San Luis de Mezquitique en honor a Luis IX de Francia. Después se le añadió el Potosí en alusión a las riquísimas minas halladas en Bolivia y nombradas así.

 

Sinaloa

La versión más aceptada es que su nombre vine de la palabra de origen cahita, sinalobola, que significa “pithaya redonda”.

 

Sonora

La versión más popular sugiere que proviene de la palabra Señora. Cuando los pobladores de la zona comenzaron a adorar a la Virgen María, le decían senora, supuestamente de ahí se derivó a Sonora.

 

Tabasco

Existen varias versiones. Una de ellas dice que proviene de la palabra en náhuatl tlapalco, que significa “tierra húmeda”. Otra, que deviene de tlapachtli; talli significa tierra y pastli, pasto, haciendo alusión a la hierba que cuelga de los árboles y que en el estado se les llama “barba de viejo”. También se habla de su derivación de tlahuashco,”lugar que tiene dueño”.

 

Tamaulipas

Del huasteco Tamaholipa, que significa “lugar donde hay montes altos”, también podría significar, “lugar donde se reza mucho”.

 

Tlaxcala de Xicohténcatl

Proviene de texcallan, que a su vez se divide de los vocablos  vocablos texcalli, que significa peñascos, y llan, que significa lugar, así, se desdobla en “lugar de los peñascos”. Después por modificación fonética se le nombró tlaxcallan  “lugar del pan de maíz”.

 

Veracruz de Ignacio de la Llave

Su nombrese lo asignó Hernán Cortés cuando desembarcó en este lugar, al traer puesto un Cristo, le llamó la Villa Rica de la Vera Cruz. Villa rica, por la riqueza natural del sitio, y Vera Cruz, ya que significa, la verdadera cruz. Por su parte, Ignacio de la Llave fue un general y gobernador de este estado.

 

Yucatán

Existe confusión sobre el origen de su nombre, pero la mayoría de las versiones apuntan a que se trató precisamente de una confusión por parte de los españoles cuando preguntaron a los mayas el nombre del lugar. Se cree que podría venir de la frase uh yu ka t’ann, que significa “no te entiendo”, y otras versiones similares.

 

Zacatecas

Su significado es “gente de donde abunda el zacate” y viene de la palabra náhuatl zacatl.

 

Imagen: NASA