Te vas a enamorar de esta cocinera tradicional mexicana (y su canal de Youtube)

De mi rancho a tu cocina: comida mexicana auténtica, cortesía de una encantadora cocinera tradicional. Tienes que ver estos preciosos videos.

En este particular momento de la historia, estamos cada vez más acostumbrados a consumir contenidos dominados por la técnica, donde lo que importa es una versión de la realidad simétrica, bien iluminada y nítida —en muchos casos plastificada. Poco nos importa, por otro lado, un mensaje genuino, una mirada auténtica y honesta

Paradójicamente, parece que añoramos profundamente contenidos así. Y por eso nos enamoramos de propuestas como “De mi Rancho a tu Cocina”, el canal de Youtube de una preciosa cocinera tradicional mexicana que, hecho con pocos recursos técnicos, pero con muchísimo cariño, es una suerte de “experiencia inmersiva” en las cálidas entrañas de nuestra tradición culinaria.

de-mi-rancho-a-tu-cocina-youtuber-cocinera-tradicional-abuela

Los videos son protagonizados por la linda y sabia Ángela, originaria de Pablo Cuin en el municipio de Ario de Rosales, Michoacán. En cada video se encarga de enseñarnos con lujo de detalle cómo se ejecutan algunas de las recetas típicas de su Rancho. 

Tomándose su tiempo, armada con utensilios tradicionales (como el comal, las hermosas ollas de barro y el metate), pero ayudada por herramientas contemporáneas (como la necesaria licuadora), Ángela explica los secretos detrás de algunas delicias como el mole de rancho, el picadillo y las calabacitas con carne de cerdo.

La señora (ultra querida por sus más de medio millón de suscriptores) sabe que su regalo a nosotros es real: “me queda todo muy sabroso”, repite constantemente, orgullosa. Además, aunque ella describe, humilde, sus platos como “sencillos”, se da el lujo de mostrarnos (o por lo menos narrar) todo el proceso que implica cada cosa. Conectar con esa narración es esencial, nos hace valorar platillos que hemos dado por sentado

Una tortilla —por ejemplo— no es solo eso: comienza con el grano de maíz que florece en la milpa y un elote que se cosecha, se seca, se desgrana, se nixtamaliza, se muele, se amasa, se palmea y se pone al comal. Unas calabacitas guisadas también nacen en la tierra. La linda Ángela nos lleva de paseo a su huerto, donde siembra casi todo con lo que cocina. Acompañarla mientras guisa es un auténtico lujo.

de-mi-rancho-a-tu-cocina-youtuber-cocinera-tradicional-abuela

También en Más de México: 9 cosas que tú puedes hacer para conservar la gastronomía mexicana

Pero el asunto con nuestra comida es aún más complejo; se trata de una mezcla muy especial, la que hoy define nuestra gastronomía. El mole es buena evidencia: un plato que no deja de mutar y que no se conforma con la mezcla infinita de ingredientes prehispánicos, sino que enriquece su sabor con insólitas añadiduras como las galletas “crakers” (aunque algunos usan “Marías”) y, por supuesto, una tablilla del clásico “chocolate abuelita”.

Y no es reprochable: nuestra identidad, como nuestra cocina, tampoco ha terminado de definirse y cada detalle nuevo la dota de una deliciosa capa de sabor. Lo mismo con los utensilios: en nuestra gastronomía, la licuadora es esencial, pues la búsqueda del sabor mexicano raya en lo alquímico y necesitas descomponer todos los ingredientes para fundirlos en una materia completamente nueva y absolutamente mágica.

Cada detalle le suma a la vivencia y Ángela nos regala todo: hasta tomas crudas y extrañamente poéticas de la lluvia que cae en su rancho, los animales que corretean, los niños que juegan. Todo lo que la rodea está profundamente vivo. Tal vez ella no lo sabe, pero su cotidianidad es algo que muchos anhelamos intensamente; aunque son pocos los que aún se permiten conectar directo con su tierra a través del tacto, la vista y —por supuesto— el gusto.

*Imágenes: De mi Rancho a tu Cocina/Facebook.

Comer tacos al pastor es bastante saludable, te lo demostramos 🎥

Los tacos: un paraíso de sabor con pocas calorías. Mira por qué es bueno comerlos.

Un estudio de la Universidad de las Américas de Puebla determinó que comer tacos al pastor es mucho más sano que una barrita de granola. 

Contrario a la creencia popular, uno o dos tacos han demostrado ser un auténtico “snack” dietético, porque está lleno de proteína (por lo que te deja satisfecho por mucho más tiempo); tiene mucha menos grasa que las botanas convencionales; no tiene azúcar, y es delicioso.

También en Más de México: “Las crónicas del taco” es la deliciosa serie nueva de Netflix (TRAILER)

Sí: un taco al pastor puede contener entre 200 y 300 calorías, mientras que una “barrita” puede tener entre 200 y 400 por porción (y a veces las porciones son engañosas). Además estas contienen más de 11 gramos de azúcar (un par de cucharaditas de café). 

Considerando esta información, ¿tú qué prefieres?: ¿taco al pastor o barrita de granola?

También en Más de México: El 95% de los chilangos vive en la “cuenca taquera”: mira este suculento mapa

El 95% de los chilangos vive en la “cuenca taquera”: mira este suculento mapa

Un joven geógrafo de la UNAM descubrió que si vives en la zona metropolitana de la CDMX muy probablemente estés a 400 metros o menos de una taquería.

Si quedaba duda de que los tacos son absolutamente vitales para los mexicanos, solo hay que ver este increíble mapa de la “cuenca taquera”. 

 

Recientemente un joven geógrafo de la UNAM descubrió que si vives en la zona metropolitana de la CDMX, muy probablemente estés a 400 metros o menos de una taquería. Sí, según su análisis de los datos, 95% de los habitantes de este sitio tienen un negocio que prepara tacos a menos de un kilómetro

¿Te imaginas la cantidad de establecimientos dedicados a esta delicia que existen en la capital? Ahora piensa ¿cuántas taquerías existirán en el país? Josué González (que, además de este, ha generado otros mapas increíbles analizando datos) extrajo la información del Directorio Estadístico Nacional de Unidades Económicas (DENUE) y el Censo de Población, ambos realizados por el INEGI para comenzar a explorar estas preguntas.

También en Más de México: Explora a detalle la CDMX en el nuevo portal de datos abiertos

¿Y por qué es tan interesante esta información? Sobre todo porque nos habla de la importancia del taco como alimento para los mexicanos y también de su papel protagónico en las economías locales. 

Así como, definitivamente, dependemos de esta delicia que envuelve tradiciones, cariño y todo el sabor de nuestro país; al comerla estamos ayudando a sostener, literalmente, a nuestros vecinos. Piensa en esto cuando te lances a la esquina por un taquito. 

También en Más de México: Por fin sabemos cuál es el taco favorito de los mexicanos (mira esta “tacografía”)

La UNAM quiere que cada mexicano tenga una milpa en casa

La milpa: un genial sistema del pasado que nos alimentará de forma sustentable en el futuro.

La milpa es sustentable por donde la mires. Además, en torno a ella ha florecido nuestra cultura. Sin embargo, hemos estado cerca de perderla y olvidarla. Por eso hacer milpa es un acto de resistencia. 

Todas estas premisas están detrás del programa “Milpa sustentable” de la UNAM: una iniciativa brillante que podría ayudar a sembrar una milpa en cada casa. Pensemos que si cada familia mexicana tuviera la suya, no sólo se recuperaría la conexión esencial con el propio territorio; también obtendríamos los medios para que todos los habitantes de este país coman rico, sano y abundante. 

milpa-casera-sembrar-maiz
Imagen: Tamoa

Probablemente la milpa, un genial sistema del pasado, sea la mejor forma de alimentarnos en el futuro y, de paso, hacerlo sin seguir abusando del medio ambiente.

Te interesa (y mucho): La milpa, el generoso microcosmos que sostiene a México

¿De qué se trata “Milpa sustentable?

milpa-casera-sembrar-maiz
Imagen: Diego Telles

Durante los últimos cuatro años, estudiantes de la UNAM han colaborado para que más de 1,500 familias en comunidades del Estado de México, Hidalgo, Puebla y Tlaxcala cuenten con una fuente de comida sustentable. Para lograrlo, idearon un esquema eficiente, sencillo y muy barato.

“Es una alternativa tecnológica que hace más eficiente la producción de maíz y que puede cambiar las condiciones de marginación de familias campesinas.” Así lo explicó Eduardo León Garza, creador del proyecto.

milpa-casera-sembrar-maiz
Imagen: Tamoa

El sistema permite que el maíz utilice solo el agua que necesita, pues tiene una válvula para drenar la maceta (es una pequeña siembra). El agua drenada —que es está enriquecida por los nutrientes de la tierra donde se usó— pasa a otra maceta y es aprovechada por una nueva planta.

Esta micro-milpa no depende de la temporada de lluvias y gasta solo el 10% del agua que requieren los grandes cultivos. Las familias que utilicen esta idea podrían cosechar, por lo menos 3 veces al año, suficiente para alimentarse. Además, con los mismos recursos, podrían sembrar cultivos asociados al maíz: frijol, chile, calabaza, cilantro, rábano, haba, jitomate. Y no solo eso, es posible incluir alguna de estas 31 plantas medicinales asociadas a la milpa.

milpa-casera-sembrar-maiz
Imagen: Crédito no especificado.

Cada familia podría comenzar a comer estos increíbles alimentos que se cultivan en sus propios patios y que se complementan entre sí —igual en la tierra que en la mesa— para nutrir al cuerpo. La dieta de la milpa es sin duda una opción muy atractiva, pues no solo es deliciosa, también es muy saludable y nos reconecta con nuestras tradiciones gastronómicas. 

Sin duda sembrar maíz en casa es un esquema circular que no solo todos debemos apoyar, también deberíamos comenzar a practicar.

*Fuente: “UNAM CREA PROGRAMA “LA MILPA SUSTENTABLE”, UNA CRUZADA CONTRA EL HAMBRE”, Boletín de la Dirección General de Comunicación Social de la UNAM