Tequila, Jalisco: la tierra mundial del agave

Cuna de uno de los aguardientes más famosos del planeta, Tequila es un lugar que vale la pena visitar.

Si bien lo más representativo de este mágico pueblo del estado de Jalisco es todo lo relacionado con el aguardiente que toma su nombre, histórica pócima fuente de legendarias anécdotas, Tequila es mucho más que agave y destilerías.

La tierra mundial del agave cuenta con sitios de interés como la plaza de armas de Amatitán, el Templo de Santiago Apóstol, la Capilla de los Desamparados y los santuarios de Guadalupe y Santa Cruz, todos ellos recintos que vale la pena visitar, aparte de seguir con los obligatorios tours por la ruta del tequila.

fabrica de tequila casa herradura en tequila jalisco

Cualquier tour que tomes por los azules campos de agave, tendrá como mínimo una generosa cata de los más finos tequilas; olvídate de las “palomas” que te tomas en un bar, la tesitura de lo que aquí probarás no tendrá comparación con nada que hayas probado antes.

Los recorridos incluyen paseos por los campos de agave, las destilerías y las casas productoras y distribuidoras más representativas de este licor, con el fin de darte la idea más completa del proceso artesanal que representa producir esta tradicional bebida mexicana.

Te recomendamos ampliamente darte una vuelta por la Quinta Sauza, Casa Herradura y Mundo Cuervo, tres destinos imprescindibles donde podrás degustar las reservas más exclusivas de las casas tequileras del país, así como del Museo Nacional del Tequila y el Agave Express, un tren temático que te llevará directamente a las plantaciones de agave.

¿Qué borracho de posada eres según las piezas del nacimiento?

Descubre con qué personalidad etílica disfrutas estas fiestas tan tradicionales en México.

Las posadas tienen un papel muy importante en el imaginario mexicano. Tanto por la convivencia que implican, como por la diversión y recuerdos que hacen florecer en las familias y amigos. Son fiestas populares que tienen una tradición muy arraigada en México. Iniciaron en la colonia, con la llegada de los españoles y, desde allí, su celebración no ha parado. Se realizan durante las fiestas navideñas y en un principio fueron creadas para evangelizar.

De hecho, que se hagan durante los nueve días antes del nacimiento del niño Dios no es casual. Significa el momento en que José y María pidieron posada para que Jesucristo pudiera nacer. Por esta razón, en muchas de las posadas se representa, entre otros episodios, el momento en que José y María buscan dónde quedarse y recibir comida. En muchas de estas festividades se hacen pastorelas y se romper piñatas.

El consumo de alimentos y bebidas son otras de las características de estos eventos, por lo que el alcohol no se hace esperar. Aquí te presentamos un test que, acorde a las piezas del nacimiento, revelará que tipo de borracho serás (o estás siendo) en estas posadas:

 

 

Sin categoría

Tierra de Magueyes: mira los distintos tipos de magueyes en México (Infográfico)

En México existen hasta 150 especies de magueyes, 70% de ellas endémicas. El maguey sigue alimentando a sus hijos, como Mayahuel.

Los conquistadores le llamaron el árbol de las maravillas

Hoy que estamos más separados de la naturaleza que nunca en la historia, remitirnos a ciertas especies con admiración podría resultar extraño. Lo cierto es que hay que recordar que las sociedades nativas estuvieron altamente conectadas con su entorno natural; y lo que de este aprovechaban era gran materia de respeto. Los hombres estaban agradecidos con la naturaleza por proveerle lo necesario para subsistir, y para honrarla reconocían la importancia de esta para el desarrollo de su cultura.

En mesoamérica, como sabemos, la cultura giró altamente en torno del maíz; gracias a esta especie que fueron creando a partir de la domesticación del teocintle, el hombre de estas tierras consiguió mantenerse sano. El maíz le fue muy generoso, y por supuesto figuró fundamentalmente en su mitología, religiosidad y entendimiento del mundo.

Entre otros seres de la naturaleza altamente honrados en tierras mesoamericanas estuvieron el cenzontle, el quetzal, jaguar, la vainilla, el cacao, el chile, el frijol, y sin lugar a dudas, el maguey (su nombre científico es el agave), de donde los antiguos habitantes ( y aún hoy) extraían el aguamiel para preparar el preciado pulque.

México es tierra del maguey, aquí crecen hasta 150 especies, y según datos de la Conabio, el 70% son endémicas. Por algo para los hombres mesoamericanos el maguey era un dios en sí mismo: Mayahuel, de los 400 pechos, con los que alimentaba a sus 400 hijos. Aún hoy, el maguey es la materia prima de las bebidas mexicanas más populares del mundo: el pulque, el mezcal y el tequila.

Te compartimos otro de las infográficos de la Conabio, ideados para sintetizar la importancia de algunas especies en México. Revisa a detalle este cartel, aquí.

especies variedad magueyes mexico

 

*Imagen: 1)elheraldodeveracruz.com.mx; 2)Conabio

 

¿Sabías que el tequila nació clandestinamente y con influencia árabe?

Los colonizadores habían prohibido las bebidas embriagantes pero ello no consiguió que se comenzaran los destiladas del generoso maguey.

La fecha exacta de la creación del tequila se desconoce. Se cree, sin embargo, que para mediados del siglo XVI, muy pocos años después de la llegada de los españoles, había comenzado a producirse. Los españoles, sobre todo los de origen andaluz, conocían la destilación del aguardiente de la uva, y se cree que añoraban una bebida con un sabor fuerte.

Aunque a partir del maguey los habitantes mesoamericanos habían preparado milenariamente el pulque, el proceso de destilación del aguardiente no se hacía como tal (aunque algunas teorías refutan lo anterior). Se piensa que este método traído por los españoles por una anterior influencia árabe, devino en la creación del tequila y el mezcal.

Sin embargo el uso del tequila no fue tan popular sino hasta el siglo XVIII. Ello porque incluso recién inaugurada la colonia existían ya intereses corporativos y se pretendía que los españoles continuaran consumiendo los aguardientes europeos. También  porque la corona buscaba apaciguar a los indígenas y se les prohibía el uso de bebidas alcohólicas como apunta José M. Muria en su libro El Famoso Tequila:

Para apaciguar a los habitantes hubieron muchas prohibiciones, entre ellas el consumo de embriagantes entre cuyos castigos estaban desde imponer una multa o un arresto hasta la desposesión de todos los bienes, e incluso, el cadalso.

Una de las fábricas indígenas más antiguas encontradas fue hallada cerca de Amatitán, Jalisco, en la barranca del Tecuane, aunque no ha habido modo de asegurar que estuvo activa antes de la llegada de los españoles.

Por ello el tequila es considerada como la bebida mexicana por excelencia, pues fue la perfecta simbiosis de el querido y arraigado maguey, representada por Mayahuel, diosa de los 400 pechos para alimentar de pulque a sus 400 hijos, con el gusto de los destilados por parte de los españoles.

Para el maguey prácticamente todas las culturas mesoamericanas tenían acepciones: metl en náhuatl, guada en otomí, atocamba en purépecha o tarasco, kaku`yste por los wirrárikas; ki en casi todas las variantes del maya o vitzo para los ópatas. No es extraño que de este haya nacido la bebida mestiza por excelencia: el tequila.

 

*Fuente: El Famoso Tequila/ José M. Muria, 1ª ed. México D.F., Miguel Ángel Porrúa,2015

*Imagen: vitivipedia.com