Alineación de observatorio maya con Venus confirma comunión de esta cultura con este astro

Los mayas calcularon el ciclo de Venus con la finalidad de poder apreciar su máxima salida por el norte desde el observatorio de Acanceh.

Investigadores del INAH recientemente descubrieron que el observatorio maya de Acanceh está alineado a Venus, lo que confirma que este planeta fue de gran importancia para los mayas.

Beatriz Quintal Suaste, especialista del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) Yucatán mencionó, según información de Notimex, que en el año 2002 iniciaron las excavaciones en una estructura semicircular de esa localidad, posteriormente se corroboró que se trataba de un observatorio astronómico subterráneo. De acuerdo con Quintal, se trata de un edificio multifuncional y que era utilizado exclusivamente por la élite maya, específicamente para los sacerdotes-astrónomos.

Venus es el tercer planeta más brillante de la bóveda celeste; los mayas calcularon un ciclo de 584 días, con la finalidad de poder apreciar su máxima salida por el norte y que está representado en uno de los tres códices que también fueron encontrados en el sitio.

Desde aquí se observa claramente cómo el Sol ingresa justamente sobre nuestras cabezas, impidiendo la generación de sombras en edificios verticales, así como en personas.

El investigador Orlando Casares Contreras resaltó la importancia de esta estructura precolombina, al funcionar como observatorio astronómico, tanto solar y venusino. Esto corrobora que Venus tuvo una función importante para los mayas, quienes le adjudicaron una deidad de nombre Noh Ek. El cálculo astronómico de Venus está contemplado en el Códice de Dresde.

Durante el equinoccio, de primavera y de otoño, el Sol ingresa justamente por las dos puertas del edificio, exactamente sobre la Pirámide de los Mascarones de Acanceh, el edificio más alto de la zona arqueológica.

El observatorio astronómico de Acanceh data del Clásico Temprano (300-600 D.C), por lo que es uno de los más antiguos, el cual tuvo un funcionamiento hasta la llegada de los españoles.

*Imagen: hotelmeridasantiago.com

 

Esta poco conocida ciudad maya está lista para fascinar al mundo (VIDEO)

Estuvo resguardada durante siglos en la selva virgen, hace apenas 10 años fue descubierta, Ichkabal será abierta al público con gran expectación el próximo año.

Es la más grande de las ciudades mayas antiguas, (sí, más que Chichén Itzá y Uxmal). Apenas fue encontrada hace 10 años, su nombre es Ichkabal. Como es tan grande y estuvo inmersa e intacta durante siglos entre la espesura de la selva, rescatarla ha sido una labor titánica, pero este 2018 por primera vez abrirá sus puertas al público.

Conformada por 5 edificios principales, dos de ellos son tan altos que alcanzan los 40 metros. También, es importantísima, ya que estuvo habitada prácticamente durante todo el periodo maya. Se han hallado vestigios en su interior que abarcan desde el 1000 A.C. hasta el 320 de nuestra, y existe evidencia de que estuvo habitada hasta el 900 D.C, año en que se cree que hubo un masivo abandono de las ciudades mayas.

Ubicada a 40 kilómetros al poniente de la laguna de Bacalar, este misterioso complejo arquitectónico es materia de gran interés tanto para investigadores como para documentalistas. El próximo año, como ejemplo, National Geogrpahic le dedicará un programa especial. Es, además, la primera vez que las personas comunes podremos visitar este sitio; la expectación es enorme, es la ciudad maya más prometedora.

*Imagen: mexicovacationtravels.com
Sin categoría

Presentan la primera película animada para domo sobre la astronomía maya (VIDEO)

Arqueoastronomía Maya: Observadores del Universo, te lleva por las ciudades mayas alineadas con los astros y el desarrollo de este magnético fenómeno.

Hace 50 años se construyó el primer planetario en México, aunque esta vanguardia es mucho más antigua en estas tierras y fue consumada por los mayas cientos de años atrás. Como sabemos, este grupo fue un gran observador del cielo, muchos de sus santuarios y templos los construyeron en relación a ciertos astros, como con Venus, a cuya alineación se construyó, por ejemplo, el observatorio maya de Acanceh . También, el códice mesoamericano más antiguo que existe, el Dresde, contiene registros de patrones del movimiento de este astro por parte de un astrónomo maya.

De esta manera, los astros fueron fundamentales en la mitología, cosmogonía e identidad en este grupo, en gran parte por que sabían que por medio de ellos podían entender los ciclos a los que nuestra Tierra está supeditada, y de los cuales también forma parte.

Recientemente, para hacer honor a esta gran conocimiento milenario, y para dar a conocer las ciudades que construyeron bajo criterios de alineación con los astros, recientemente se proyectó la primera película mexicana de inmersión digital hecha para domo.

Su nombre es Arqueoastronomía Maya: Observadores del Universo y este 20 de marzo se presentó en el Planetario de Cozumel, Cha´an Ka´an. La película viajará gratuitamente por todos los planetarios de México, y algunos otros países, como Chile, en la ciudad de Santiago.

Con animación digital 2D y 3D, esta cinta de 20 minutos te llevará por las ciudades de Chichén Itzá, Uxmal, Yucatán, Edzná, Campeche, Palenque, Bonampak, etc.,

Si estás interesado en la proyección de esta cinta, sigue su programación aquí.