Conoce este surrealista y hermoso mirador de nubes: La Bufa en San Sebastián del Oeste

San Sebastián del Oeste es uno de los pueblos mineros más hermosos de México, y en la cima de su cerro La Bufa, la neblina se despliega hermosa y libre.

La neblina es uno de los fenómenos naturales más fantasmagóricos, fríos y apacibles. Cuando la bruma de la neblina cubre un espacio, las imágenes, todas, paradójicamente se vuelven de colores más brillantes, aunque apenas se asoman, tímidos, de la condensación blanco-grisásea, fresca, limpísima.

En México existe un lugar predilecto para ver uno de los mejores espectáculos de neblina, se encuentra en el hermoso pueblo mágico de Jalisco, San Sebastián del Oeste, en la Sierra Madre Occidental; a solo dos horas de Puerto Vallarta.

Este pueblo ex minero, con la cuasi cualidad de ser un pueblo fantasma, con apenas 600 habitantes, es uno de los más bellos de Jalisco. Calles empedradas, olor a bosque, callejones de piedra: en pocas cuadras se despliega una herencia colonial impregnada de antigüedad y orden.

Uno de sus atractivos, como decíamos, es su mirador conocido como La Bufa, ubicado en la cima del cerro con el mismo nombre. El ascenso al mirador suele hacerse de la mano de locales que te llevarán en cuatrimoto, para luego cruzar a pie una zona de bosque habitado de neblina; ahí se pierde la noción del tiempo,  las imágenes se difuminan; un hermoso velo te envuelve durante el trayecto.

Luego llegas al mirador, donde cuando está más despejado, es posible incluso atisbar la Bahía de Banderas. Sobre todo, luego de las seis y media de la tarde, la neblina discurre como agua, y cubre el horizonte como un enorme manto; todo abajo es neblina, y tú, flotas un poco.

 

 *Imágenes: 1,2,3,4,5,6 y 7: Archivo Más de Mx.

Ana Paula de la Torre Diaz
Autor: Ana Paula de la Torre Diaz
Politóloga de carrera, colabora para diversas publicaciones digitales como Pijama Surf. Creadora del proyecto huenasnoticias.com Y pintora con bordadora ocasional ( http://bit.ly/2jkE8lD )

El significado detrás de la Guelaguetza, fiesta máxima de Oaxaca

Aunque la Guelaguetza se ha convertido en uno de los máximos atractivos turísticos de Oaxaca, aún conserva un significado entrañable.

Sin duda uno de los destinos más excitantes de México es Oaxaca. Vibrante desde donde lo mires, no hay ningún aspecto de este increíble estado que sea homogéneo: en todos los sentidos (desde lo étnico, hasta lo gastronómico) es absolutamente diverso. No hay forma de no enamorarse de este sitio y querer regresar una y otra vez.

Por otro lado, Oaxaca se vive desde muchas dimensiones distintas y la más superficial es, en todos los sentidos, el turismo. Como sucede en otras partes de México, mucho de lo que sucede en la capa más visible está diseñado para encantar a quienes vienen de otro sitio. 

Es fácil percibir esta superficialidad en expresiones como la Guelaguetza; especialmente porque lo que más reportan los medios son los récords de ocupación hotelera y los datos relacionados a la enorme derrama económica. 

guelaguetza-oaxaca-fiesta-fechas-significado-programa
Fotografía: Rosalba Bustamante

Y mientras que es celebrable que muchos viajen para empaparse de este tipo de tradiciones y activen las economías locales, es vital considerar un par de cosas. Hay un turismo muy invasivo que contamina, maltrata el espacio y en realidad conecta poco con el contexto. Y en las dimensiones espectacular y masiva de la Guelaguetza puede haber mucho de esto.

Por otro lado, aunque la Guelaguetza se ha convertido en uno de los máximos atractivos turísticos de Oaxaca, aún conserva un significado entrañable, con el que vale la pena comulgar.

El complejo significado detrás de la Guelaguetza

guelaguetza-oaxaca-fiesta-fechas-significado-programa
Imagen: Puntoyaparte/Flickr.

Celebrada en la capital de Oaxaca durante distintas fechas en julio, la Guelaguetza tiene un origen múltiple que combina tres grandes ejes. Por un lado, está ligada a las fiestas por la Virgen del Carmen que se celebran los dos lunes siguientes al 16 de julio; también llamados “Lunes de Cerro” porque las fiestas se llevan a cabo en el cerro del Fortín, el punto más alto de la ciudad y una formación montañosa emblemática.

Por otro lado, durante la Guelaguetza se celebra también a Centeótl, diosa del elote. Además de otorgarle ofrendas (de comida, danza y demás) se acostumbra elegir a una chica que la hace de “representante” de la diosa durante las fiestas. La chica elegida es la que más conozca sobre las tradiciones de su pueblo. 

guelaguetza-oaxaca-fiesta-fechas-significado-programa
Imagen: 7gallery/Flickr.

También en Más de México: La sorprendente sincronía entre el calendario agrícola prehispánico y las fiestas católicas

A lo largo de la fiesta se realizan distintas representaciones de la historia de los Lunes de Cerro y también de las comunidades oaxaqueñas pertenecientes a las ocho regiones del estado que acuden a la capital para participar en la Guelaguetza: los Valles Centrales, La Cañada, el Papaloapan, la Mixteca, la Costa, el Istmo de Tehuantepec, las Sierras Norte y Sierra Sur.

Una de las representaciones más relevantes es la de la leyenda de la princesa zapoteca Donají. Según el relato, Donají fue entregada a los mixtecos para conseguir la paz. Pero, una noche, mientras estos estaban distraídos, Donají llamó a su padre para que realizara un ataque sorpresa que resultó terrible. Al final, los líderes mixtecos capturaron a Donají y la decapitaron. Su cabeza aún figura en el escudo de la ciudad de Oaxaca.

guelaguetza-oaxaca-fiesta-fechas-significado-programa
Imagen: Y! Música/Flickr.

Así, la Guelaguetza es una fiesta que entreteje toda clase de influencias culturales y, sí, en el fondo, podría tratarse de unificarlas, recordarles que trabajan en un sentido comunitario. 

El significado central de la fiesta se vislumbra desde su nombre. La palabra “guelaguetza” es una variación del zapoteco ‘guendalizaa’. Significa cooperar, ofrendar, regalar. Para los oaxaqueños implica un acto de generosidad que al ser presentado, debe ser correspondido. En ese sentido, el acto hermana y reúne.

guelaguetza-oaxaca-fiesta-fechas-significado-programa
Fotografía: Jacobo Zanella.

Normalmente se usa para referir el apoyo que se recibe de otros cuando se llevan a cabo grandes eventos como bodas, bautizos y fiestas patronales. Pero también cuando un miembro de la comunidad tiene un problema y recibe apoyo de otros o cuando hay un evento extraordinario (como un sismo) y todos se ayudan para sobrevivir juntos.

El investigador de pedagogía Pedro García Olivo la define así:

La guelaguetza ‘educa’ desde el momento en que contempla al otro, al vecino, al amigo o hermano, no como competidor, ni como “recurso”, no como adversario o enemigo, ni como negocio, sino como sujeto con el que identificarse, como verdadero ‘compañero’, como donador de sentido para la interrelación cotidiana […]

guelaguetza-oaxaca-fiesta-fechas-significado-programa
Fotografía: Jacobo Zanella.

En un sitio con tanta multiplicidad, una fiesta que lleve al extremo este principio de ofrenda y hermandad podría ser esencial. Y. aunque es muy atractiva la Guelaguetza con sus bandas serranas, su deliciosa oferta gastronómica y mezcalera, sus danzas tradicionales, adornos, vestimentas típicas; más allá de la folclorización, habrá que practicar la guelaguetza como esquema para relacionarnos y vincularnos, a pesar de todas nuestras diferencias.

Revisa aquí el programa completo de la Guelaguetza 2019.

También en Más de México: 4 modelos de colaboración prehispánicos que prevalecen

*Imagen destacada: Y! Música/Flickr.

El sorpresivo rincón-espejo que guarda el bosque de Mineral del Chico (FOTOS)

En el Parque Nacional El Chico de Hidalgo, a las faldas de la montañas, se despliegan espejos de agua que reflejan magníficas rocas.

Mineral del Chico es famoso por sus bosques de coníferas, tan bellos, que es una de las zonas naturales protegidas más antiguas de México. Porfirio Díaz declaró a El Chico como Bosque Nacional en 1898; este hermoso lugar forma parte de la Sierra de Pachuca, en Hidalgo.

Hace quinientos años aquí también proliferaron las minas, por ello nació el pueblo también conocido como Mineral del Chico, y hasta 300 minas fueron instaladas en los derredores.

Sus bosques de coníferas son muy antiguos: ahí yacen helechos que, por su tamaño, parecieran prehistóricos, en mancuerna con cientos de encinos hermosos cuyos tonos resultan una extensa gama de apacibles colores otoñales. Sus formaciones de roca conocidas como Las Monjas son por demás singulares. También, formaciones de roca hacen uno de los laberintos naturales de México más intrincados y famosos (aquí se escondían los revolucionarios): El Contadero.

Con todas estas maravillas, un lugar más discreto, poco conocido, y accesible solo con guía a través del bosque, se descubre luego de un delicioso descenso que puede hacerse a caballo.

Nos referimos a espejos de agua en las faldas de la montaña, que cobijan la base de enormes montículos de piedra; la vista salta hermosa con geometrías que parecieran guardar una capa de metal en su superficie, y que reflejan las rocas que las habitan; estas últimas forman pasillos que jamás se escapan del reflejo (su onírico cimiento).

El elgantísimo minimalismo del sitio es un recuerdo que querrás tener en tu vida.

 

 

*Imágenes: Archivo Más de Mx

Ana Paula de la Torre Diaz
Autor: Ana Paula de la Torre Diaz
Politóloga de carrera, colabora para diversas publicaciones digitales como Pijama Surf. Creadora del proyecto huenasnoticias.com Y pintora con bordadora ocasional ( http://bit.ly/2jkE8lD )
Sin categoría

Este es el bosque más mágico del mundo según la BBC (y está en México)

El bosque de la reserva de la biosfera El Triunfo, en Chiapas, es el escenario donde nubes y copas de árboles coquetean oníricamente.

Existe un raro y deleitable ecosistema que está en peligro de extinción a nivel mundial, el bosque nuboso. Como intuyes, este se encuentra abrazado por una capa de neblina ligera, superficial, que se posa al nivel de las copas de los árboles.

Uno de estos preciosos vestigios existe en el estado de Chiapas, en el sureste de México. Este bosque nuboso es conocido como El Triunfo, una Reserva de la Biósfera ubicada en las montañas de la Sierra Madre de Chiapas, al sur del estado.

Alberga aún algunas de las especies más exóticas de toda Latinoamérica, entre ellas el quetzal, tapir, puma, mono añaraña, pavón cornudo y la tángara celeste. Su extensión abarca hasta 119,177 hectáreas. En los bosques nubosos o bosques de niebla la condensación de agua es muy alta y por ello la vida es tan abundante.

En 2015 la BBC Earth viajó a este sitio y lo calificó como El Bosque más Mágico del Mundo, “un espectáculo de vida nunca visto en el mundo”.

La conjunción de las zonas biogeográficas neoártica y neotropical hacen que sus especies sean de lo más extrañas. Es uno de los bosques más raros de encontrar. Sobra decir que Chiapas, familiarizado íntimamente con la neblina, es asimismo uno de los lugares más mágicos del planeta, y que México tiene el honor, y la proporcional obligación, de proteger los tesoros naturales de este estado. 

*Si estás interesado en apoyar la conservación de este hermoso lugar, puedes hacerlo en el siguiente vínculo.

 

[related-inline]

*Imagen: Fulvio Eccardi