Mejores universidades de México: 4 de las 5 primeras son públicas

En el ranking de las mejores universidades de México en 2015 destaca que la mayoría son instituciones públicas.

La educación es un motor fundamental de cualquier nación. El acceso a educación de buena calidad es un instrumento esencial para toda sociedad, favorece la movilidad social y dota a las personas con herramientas para perseguir (auto-proveerse y a la vez exigir a las autoridades) mejores condiciones de vida. 

Por lo anterior resulta tan importante que un país cuente con una buena educación pública, pues es uno de los mayores bienes de los que puede disponer su población. Y por eso celebramos el encontrarnos con un ranking de las mejores universidades de México, el elaborado por el diario El Economista en alianza con AméricaEconomía, que sitúa en 4 de los primeros 5 lugares a instituciones educativas públicas. 

De acuerdo con dicho ranking las 10 mejores universidades de México en 2015 fueron:

10. Universidad Iberoamericana (UIA) / Privada

9. Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) / Privada

8. Universidad de Guadalajara (UdeG) / Pública

7. Universidad de las Américas Puebla (UDLAP) / Privada

6. Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) / Pública

5. El Colegio de México (COLMEX) / Pública 

4. Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) / Pública

3. Instituto Politécnico Nacional (IPN) / Pública

2. Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey (ITESM) / Privada

1. Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) / Pública

Nadie duda que en materia de educación México tiene gigantescos retos por delante, en los cuales por ahora no profundizaremos. Sin embargo, el encontrar que en cuanto a educación superior varias de las mejores alternativas de las que disponen los jóvenes mexicanos son públicas es algo que debe celebrarse. 

Finalmente no queremos dejar de mencionar que este ranking difiere de otros que encontramos en el camino, entre ellos el del diario El Universal y el QS World University RankingsEvidentemente ninguno tiene el criterio absoluto para definir el listado, así que vale la pena revisarlos todos. En todo caso nos pareció destacable la conclusión del que elegimos, y por eso te lo compartimos.