Makech: la espectacular y polémica joya viva de los mayas

Los makech son unos curiosos escarabajos que, ricamente ataviados, recorren las prendas de quien los porta, haciéndola de “ornamento” vivo.

Los makech son unos curiosos escarabajos propios de Yucatán y ligados a la tradición artesanal de la zona, porque —aunque suene increíble— son utilizados como piezas de joyería viva. Ricamente ataviados con diamantes falsos, pintados de brillante dorado y atados permanentemente a una pequeñísima cadena (que sirve para colgarlos de la ropa o como “correa”), han adornado por siglos a los mayas.

Para los viajeros que se encuentran con ellos en las calles de Yucatán, los makech son una auténtica rareza y —ciertamente— alto motivo de polémica, pues, sin duda hay en esta práctica ornamental un deje de “maltrato animal”; por lo menos si lo definen organizaciones como PETA (Gente para el Trato Ético de los Animales) en Estados Unidos.

La justificación de los vendedores locales suele estar ligada a una leyenda que algunos le atribuyen a los mayas y otros a un genio anónimo de la mercadotecnia. El mito de los makech contado en la contemporaneidad dicta que una princesa de la nobleza maya tenía un amante del que estaba profundamente enamorada; pero, por alguna circunstancia elusiva, su amor estaba prohibido.

makech-escarabajos-joyas-joyeria-viva-vivos-mayas

Así, cuando el amante fue sentenciado a muerte por relacionarse con ella, la princesa pidió a un brujo que lo convirtiera en el hermoso makech; ella lo decoró y lo portó para siempre sobre su corazón. Y aunque el origen mito ha sido desmentido por algunos, por no formar realmente parte de la tradición maya; se piensa que ha servido para impulsar la compra del raro accesorio orgánico.

La historia, aunque conmovedora, también es relativamente contraproducente. Al ligarse a una idea de lo romántico muy particular —donde uno de los amantes le pertenece al otro o “está encadenado” a él— nos recuerda que, a pesar de que son pequeños y no dialogan con nosotros, los makech tienen vida propia (y esa vida sí podría verse minimizada al ser usados como joya).

Pero hay otra postura que ni los animalistas, ni el turismo han explorado. Y es que, sea o no una pieza ligada a la cultura maya, el makech nos recuerda una premisa que sí es común en esta comunidad: la naturaleza resuena con nosotros y nosotros con ella. Así, mientras que sí es relativamente reprochable que la usemos “de adorno”, no es reprochable que queramos tenerla cerca del corazón.

¿No sería fantástico que nuestras joyas y nuestros objetos ornamentales fueran las relaciones preciosas que tenemos con el entorno? ¿Con la vida que nos rodea? Si supiéramos decorarlas con oro y con diamante —aunque estos fueran puramente metafóricos— y las tratásemos como tesoros, otro mundo este sería.

También en Más de México: El espejo mágico de obsidiana que se exhibe en el Museo Británico

*Imágenes: Smithsonian Magazine

El cráter Chicxulub, punto clave de la extinción de los dinosaurios en la península de Yucatán

¿Sabías que el asteroide que ocasionó una de las 5 extinciones masivas de la Tierra impactó en lo que hoy es territorio mexicano, formando el cráter Chicxulub?

Aproximadamente 66 millones de años atrás, un asteroide impactó la superficie de la Tierra, provocando la quinta extinción masiva del planeta. Los dinosaurios fueron completamente aniquilados, lo cual dio paso a la gran era de los mamíferos. Sin embargo, esta gran roca espacial no desapareció sin dejar rastro; en 2016, un grupo de científicos logró excavar hasta encontrar sus vestigios: el cráter Chicxulub.

El impacto tuvo la misma energía de 100 millones de bombas atómicas, y dejó tras de sí una cicatriz de 161 kilómetros de diámetro, aproximadamente. Esta titánica cavidad comenzó a ser explorada hace tres años por un equipo de geofísicos. El foco de la investigación fue una serie de crestas circulares que conforman el centro del cráter, localizadas en el Golfo de México. Los resultados que arrojó la exploración son impresionantes: un impacto suficientemente potente puede catapultar materiales que están enterrados a gran profundidad en la corteza terrestre a una distancia muy cercana a la superficie.

crater-chicxulub
Imagen de: Pinterest

El Dr. Gulick y Joanna Morgan, geofísicos del Imperial College London, lideraron un equipo de más de 30 investigadores de 12 países diferentes para excavar el cráter Chicxulub. Descubrieron que las crestas circulares eran de granito, un material que se suele encontrar a una profundidad mucho mayor en la corteza. Al parecer, el impacto fue tan poderoso que ocasionó que las rocas se comportaran como un líquido durante un corto período de tiempo. Estos resultados parecen apoyar la teoría del modelo de colapso dinámico, el cual establece que la colisión del asteroide fue tan fuerte que conmocionó las rocas de la corteza y las disparó hacia arriba, las cuales formaron las ya mencionadas crestas circulares al caer.

crater-chicxulub
Imagen de: The New York Times

Hoy en día, la mitad del cráter está cubierta por mar y la otra por selva, por lo cual fue necesario convertir un barco en una estación de excavación para poder explorar sus profundidades. Se excavó a través de 20 metros de agua y 600 metros de caliza y otros sedimentos para llegar a las crestas. Además de caliza, se encontró una buena cantidad de brecha, una roca sedimentaria compuesta de otras rocas fragmentadas y derretidas.

Finalmente, lograron encontrar granito rosado, un material que, por su dureza y composición, tuvo que haber estado a casi 8,000 metros de profundidad. Estos hallazgos fundamentan la teoría del modelo de colapso dinámico, y abren nuevas y emocionantes interrogantes sobre la formación y los cambios que ha sufrido el planeta. Afortunadamente, la geomorfología, geofísica y edafología, entre otras ciencias, cada vez cuentan con más tecnología y conocimiento para seguir indagando sobre los orígenes del astro en que vivimos.

crater-chicxulub
Imagen de: The New York Times

Más descubrimientos sorprendentes en territorio mexicano: El increíble túnel maya al interior del Palacio del Gobernador.

*Fuente: “Drilling Into the Chicxulub Crater, Ground Zero of the Dinosaur Extinction”, Nicholas St. Fleur, publicado en el New York Times.

*Imagen destacada de: Detlev van Ravenswaay/Science Source

Mérida: la mejor ciudad del mundo para viajar

Descubre por qué Mérida acaba de ser nombrada la mejor ciudad del planeta para viajar (entre otras razones para conocerla).

Mérida acaba de ser nombrada la mejor ciudad del mundo para viajar, según la lista “The Best Cities in the World” de la revista Condé Nast Traveler. Esto demuestra que México se está convirtiendo en un destino central para el planeta entero. 

Sin duda, hay algo de nuestro país que seduce incansablemente a toda clase de viajeros. Tal vez es que, a pesar de la intensa globalización, seguimos siendo una trinchera de infinita diversidad. Y Mérida, una de las ciudades más seguras del país, manifiesta esta diversidad en cada uno de sus rincones. 

Con su variada arquitectura prehispánica, colonial y contemporánea; una inmensa mezcla de culturas y formas de pensar; la complejísima gastronomía; su creciente escena artística y musical, y unos paisajes alucinantes, Mérida es el sitio para estar

merida-yucatan-mejor-lugar-viajar-mundo
Imagen: Visit México

¿Qué hacer en Mérida?

merida-yucatan-mejor-lugar-viajar-mundo
Imagen: Revista Picnic

Comienza por realizar este inolvidable recorrido arquitectónico por Mérida, la espectacular Ciudad Blanca, que incluye un poco de todo, entre casonas coloniales, hermosas haciendas, las zonas arqueológicas cercanas y elegantes galerías de arte contemporáneo. 

Come delicioso: sopa de lima, panuchos, lechón, marquesitas y platillos con influencias prehispánicas como el mukbil pollo y el licor Xtabentún.

Disfruta la riqueza natural (con mucho respeto) y visita lo cenotes. Date una vuelta por el Museo Macay y el Plantel Matilde (obra arquitectónica y escultórica del artista Javier Marín). 

Aunque Mérida no es la única ciudad mexicana en la lista

merida-yucatan-mejor-lugar-viajar-mundo
Imagen: Visit México

Otras dos ciudades del país están entre los 10 primeros lugares. Se trata de Puerto Vallarta, Jalisco (en el quinto sitio) y Puebla, capital del estado (en el octavo lugar). ¿Qué otros destinos mexicanos incluirías tú?

¿De verdad crees que conoces México? Te retamos a descubrirlo con este video test

Visita la espectacular (y un poco terrorífica) cueva de las serpientes colgantes

Uno de los espectáculos naturales más extravagantes y oscuros ocurre en esta cueva de Yucatán.

La belleza intrínseca a la naturaleza —la sensación de que la forma en que se muestra es indiscutiblemente perfecta— nos toca con frecuencia y es difícil negarla. Por otro lado, esta entidad abstracta que veneramos y que nos embelesa, también puede ser aterradora y sacudirnos en un sentido menos placentero. 

Pero no hay razón para no vivir los espectáculos más extravagantes y oscuros que se esconde nuestro entorno. Tal vez para emocionarnos profundamente, enfrentarnos a los peores miedos o simplemente ampliar los horizontes de la percepción. 

yucatan-cueva-serpientes-colgantes-visitar-viajar

Sin duda un fenómeno del estilo (y que no te puedes perder) ocurre en la “Cueva de las serpientes colgantes” en Yucatán. Habitada por una fauna muy particular, en la húmeda oscuridad de la cueva encontrarás visiones muy especiales. 

En el municipio de José María Morelos se encuentra la comunidad de Kantemó, que presume una biodiversidad incontable y toda clase paisajes, comenzando por la laguna de Chichankanab. Pero no hay sitio como la “Cueva de las serpientes”. Miles de murciélagos la habitan y al caer la noche puedes verlos salir a buscar comida como en una oscura y enorme orgía de alas negras.

yucatan-cueva-serpientes-colgantes-visitar-viajar

También en Más de México: Cenote “Las Calaveras”, el enigmático cementerio maya

Pero en las oquedades del techo de la cueva está la verdadera sorpresa: serpientes ratoneras que se preparan para devorarlos. Colgadas, esperan el momento justo y, cuando se presenta la oportunidad, atrapan violentamente a los murciélagos. Es una visión intensa, pero imperdible. 

Y eso no es todo. Al entrar a la cueva podrás notar que los techos están repletos de fósiles incrustados, pues ese sitio fue un fondo marino. Además, hay un río subterráneo absolutamente oscuro habitado por una fauna marina espectacular. Peces “dama blanca”, blancos y sin ojos, un tipo de camarón ciego, anguilas blancas y cochinillas. 

yucatan-cueva-serpientes-colgantes-visitar-viajar

Cualquiera pensaría que este impresionante sitio fue diseñado por una mente fantasiosa; pero, aunque un poco aterrador, puedes visitarlo y comulgar con la resiliente vida que alberga.

¿Quieres ir?

yucatan-cueva-serpientes-colgantes-visitar-viajar

Conecta ya con la cooperativa Beej Kaax Ha en esta página de Facebook. Ellos te prestarán el equipo necesario para hacer el recorrido con seguridad, de la forma más higiénica posible y sin molestar a los animales que habitan en la cueva. El recorrido cuesta aproximadamente $650 pesos. 

Recuerda que es una experiencia en la oscuridad, no recomendada para claustrofóbicos y no apropiada para algunas personas. Consulta a los guías sobre si tú y tus acompañantes disfrutarán la experiencia o si les pueden recomendar otras opciones de aventura. 

También en Más de México: Salta a un abismo natural en el Sótano de las golondrinas

*Imágenes: Roberto Ruiz/Sin embargo